Biblia Adventista - Biblia de Estudio
  W66
 


  Romanos 16

La version con comentarios de elena White,referencias biblicas y otros complementos (Por editar)se encuentra en las subpaginas de Romanos


 

Rom 16:1  Y recomiéndoos a Febe, la hermana nuestra; que es diaconisa de la Iglesia, la de Céncreas;
Rom 16:2  para que la acojáis en Señor, dignamente de los santos; y la asistáis en el(a)  que de vosotros necesitare negocio; pues también ella protectora de muchos se ha hecho y de mí mismo.
Rom 16:3  Saludad a Prisca y áquilas, los cooperadores míos en Cristo Jesús
Rom 16:4  (los que por mi alma su cerviz expusieron; a quienes no yo sólo agradezco, sino también todas las Iglesias de las gentes); y a la en casa de ellos Iglesia.
Rom 16:5  Saludad a Epéneto el amado mío; que es primicias del Asia para con Cristo.
Rom 16:6  Saludad a María; la que mucho se ha fatigado por nosotros.
Rom 16:7  Saludad a Andrónico y Junia, los congéneres míos y concautivos míos; los cuales son insignes en los apóstoles; que también antes de mí han sido en Cristo.
Rom 16:8  Saludad a Amplias, el amado mío en Señor.
Rom 16:9  Saludad a Urbano, nuestro cooperador en Cristo, y a Staquio, el amado mío.
Rom 16:10  Saludad a Apeles el probado en Cristo. Saludad a los de los(b)  de Aristóbulo.
Rom 16:11  Saludad a Herodión, el congénere mío. Saludad a los de los de Narciso, los que son en el Señor.
Rom 16:12  Saludad a Trifena y Trifosa las que se fatigan en Señor. Saludad a Pérside, la amada; la que mucho se ha fatigado en Señor.
Rom 16:13  Saludad a Rufo, el escogido en Señor, y a la madre suya y mía.
Rom 16:14  Salud a Asíncrito, Flegonte, Hermes, Pátrobas, Hermas, y a los con ellos hermanos.
Rom 16:15  Saludad a Filólogo y Julia, y a Nereo y a la hermana de él, y a Olimpas y a los con ellos, todos santos.
Rom 16:16  Saludaos entre vosotros en ósculo santo. Saludan a vosotros las Iglesias todas del Cristo.
Rom 16:17  Pero, ruégoos, hermanos, mirar a los que las disensiones y los escándalos contra la doctrina que aprendisteis, hacen, y desviaos de ellos,
Rom 16:18  pues los tales a nuestro Señor Cristo no sirven, sino al vientre de ellos, y por la buena habla y bendición engañan los corazones de los inmaliciosos.
Rom 16:19  Pues vuestra obediencia(c)  a todos ha llegado; de vosotros, pues, gózome; y quiero que vosotros sabios seáis para lo bueno, y sencillos(d)  para lo malo.
Rom 16:20  Y el Dios de la paz quebrantará a Satanás debajo de vuestros pies en breve. La gracia de vuestro Señor Jesús con vosotros.
Rom 16:21  Salúdaos Timoteo, mi cooperador, y Lucio y Jasón y Sosípatro, mis congéneres.
Rom 16:22  Salúdoos yo, Tercio, que he escrito la epístola, en Señor.
Rom 16:23  Salúdaos Cayo, huésped mío y de toda la iglesia. Salúdaos Eraos, el ecónomo de la ciudad, y Cuarto, el hermano.
Rom 16:24  La gracia de nuestro Señor Jesucristo, con todos vosotros. Amén.
Rom 16:25  Y al que os puede confirmar según mi evangelio y la predicación de Cristo Jesús, según la revelación del misterio por tiempos eternos silenciado;
Rom 16:26  manifestado, empero, ahora también por las escrituras proféticas, según ordenación del eterno Dios, para obediencia de fe, a todas las gentes noticiado;
Rom 16:27  al sólo sabio Dios, por Cristo Jesús, la gloria por los siglos. Amén.

 


 

Rom 16:1  Os recomiendo a nuestra hermana Febe, diaconisa de la iglesia de Cencreas,
Rom 16:2  para que la recibáis en el Señor de manera digna de los santos y la asistáis en todo lo que le fuere necesario, pues ella ha favorecido a muchos y a mí mismo.
Rom 16:3  Saludad a Frisca y a Aquila, mis cooperadores en Cristo Jesús,
Rom 16:4  los cuales, por salvar mi vida, expusieron su cabeza, a quienes no sólo estoy agradecido yo, sino todas las iglesias de la gentilidad.
Rom 16:5  Saludad también a la iglesia de su casa. Saludad a mi amado Epéneto, las primicias de Cristo en Asia.
Rom 16:6  Saludad a María, que soportó muchas penas por vosotros.
Rom 16:7  Saludad a Andrónico y a Junia, mis parientes y compañeros de cautiverio, que son muy estimados entre los apóstoles y fueron en Cristo antes que yo.
Rom 16:8  Saludad a Ampliato, a quien amo en el Señor.
Rom 16:9  Saludad a Urbano, nuestro cooperador en Cristo, y a Estaquis, mi amado.
Rom 16:10  Saludad a Apeles, probado en Cristo. Saludad a los de la casa de Aristóbulo.
Rom 16:11  Saludad a Herodiano, mi pariente. Saludad a los de Narciso, los que son del Señor.
Rom 16:12  Saludad a Trifena y a Trifosa, que han pasado muchas penas en el Señor. Saludad a Pérsida, muy amada, que sufrió muchas penas en el Señor.
Rom 16:13  Saludad a Rufo, el elegido del Señor, y a su madre, que lo es también mía.
Rom 16:14  Saludad a Asíncrito y Flegón, Hermes, Patroba, Hermas, y a los hermanos que viven con ellos.
Rom 16:15  Saludad a Filólogo y a Julia, a Nereo y a su hermana, y a Olimpia y a todos los hermanos que viven con ellos.
Rom 16:16  Saludaos unos a otros con el ósculo santo. Os saludan todas las iglesias de Cristo.
Rom 16:17  Os recomiendo, hermanos, que tengáis los ojos sobre los que producen divisiones y escándalos en contra de la doctrina que habéis aprendido, y que os apartéis de ellos,
Rom 16:18  porque ésos no sirven a nuestro Señor Cristo, sino a su vientre, y con discursos suaves y engañosos seducen los corazones de los incautos.
Rom 16:19  Vuestra conversión ha llegado a noticia de todos; me alegro, pues, en vosotros, y quiero que seáis prudentes para el bien, sencillos para el mal,"
Rom 16:20  y el Dios de la paz aplastará pronto a Satanás bajo vuestros pies. La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con vosotros.
Rom 16:21  Os saluda Timoteo, mi colaborador, y Lucio, y Jasón, y Sosípatro, mis parientes.
Rom 16:22  Os saludo yo, Tercio, que escribo esta epístola, en el Señor.
Rom 16:23  Os saluda Gayo, huésped mío y de toda la iglesia.
Rom 16:24  Os saluda Erasto, tesorero de la ciudad, y el hermano Cuarto.
Rom 16:25  Al que puede confirmaros en orden a mi evangelio y a la predicación de Jesucristo, en orden a la revelación del misterio tenido secreto en los tiempos eternos,
Rom 16:26  pero manifestado ahora, y por medio de las Escrituras proféticas, conforme a la disposición de Dios eterno, dado a conocer a todas las gentes para que se rindan a la fe,
Rom 16:27  al Dios sólo sabio, sea por Jesucristo la gloria por los siglos de los siglos* Amén.

 


 

Rom 16:1  Tengo muchas cosas buenas que decir acerca de Febe. Ella es una cristiana muy activa en la iglesia de Puerto Cencreas.
Rom 16:2  Ella ha entregado su vida al servicio del Señor Jesucristo. Recíbanla bien, como debe recibirse a todos los que pertenecen a la gran familia de Dios, y ayúdenla en todo lo que necesite, porque ella ha ayudado a muchos, y a mí también.
Rom 16:3  Les mando saludos a Priscila y a Áquila, que han trabajado conmigo sirviendo a Jesucristo.
Rom 16:4  Por ayudarme, pusieron en peligro sus vidas, así que les estoy muy agradecido, como lo están las iglesias de los cristianos no judíos.
Rom 16:5  Saluden de mi parte a los miembros de la iglesia que se reúne en la casa de ellos.
Saluden a mi querido amigo Epéneto, que fue el primero en la provincia de Asia que aceptó a Cristo como su salvador.
Rom 16:6  Saluden a María, que ha trabajado mucho por ustedes.
Rom 16:7  Saluden a Andrónico y a Junias, que son judíos como yo, y que estuvieron en la cárcel conmigo. Son apóstoles muy bien conocidos, y llegaron a creer en Cristo antes que yo.
Rom 16:8  Saluden a Ampliato, quien gracias a nuestro Señor Jesucristo, es un querido amigo mío.
Rom 16:9  Saluden a Urbano, que es un compañero de trabajo en el servicio a Cristo, y también a mi querido amigo Estaquis.
Rom 16:10  Saluden a Apeles, que tantas veces ha demostrado ser fiel a Cristo. Saluden también a todos los de la familia de Aristóbulo.
Rom 16:11  También a Herodión, judío como yo, y a los de la familia de Narciso, que confía mucho en Dios.
Rom 16:12  Saluden a Trifena y Trifosa, que trabajan para Dios. Saluden a mi querida amiga Pérside, que también ha trabajado mucho para Dios.
Rom 16:13  Les mando saludos a Rufo, que es un distinguido servidor de Cristo, y a su madre, que me ha tratado como a un hijo.
Rom 16:14  Saluden a Asíncrito, Flegonte, Hermes, Patrobas y Hermas, y a todos los hermanos que están con ellos.
Rom 16:15  Saluden a Filólogo y a Julia, a Nereo y a su hermana, a Olimpas y a todos los hermanos que están con ellos.
Rom 16:16  Salúdense entre ustedes con mucho cariño y afecto. Todas las iglesias de Cristo les envían sus saludos.


Instrucciones finales
Rom 16:17  Queridos hermanos, les ruego que se fijen en los que causan pleitos en la iglesia. Ellos están en contra de todo lo que a ustedes se les ha enseñado. Apártense de esa gente,
Rom 16:18  porque no sirven a Cristo, nuestro Señor, sino que buscan su propio bien. Hablan a la gente con palabras bonitas, pero son unos mentirosos y engañan a los que no entienden.
Rom 16:19  Todo el mundo sabe que ustedes obedecen a Dios, y eso me hace muy feliz. Quiero que demuestren su inteligencia haciendo lo bueno, y no lo malo.
Rom 16:20  Así el Dios de paz pronto vencerá a Satanás y lo pondrá bajo el dominio de ustedes. ¡Que Jesús, nuestro Señor, siga mostrándoles su amor!
Rom 16:21  Les envía saludos Timoteo, que trabaja conmigo. También les envían saludos Lucio, Jasón y Sosípatro, que son judíos como yo.
Rom 16:22  Los saluda Gayo, quien me ha recibido en su casa, donde también se reúne la iglesia. También los saludan Erasto, tesorero de la ciudad, y nuestro hermano Cuarto.
También yo les envío saludos en el amor de Cristo. Me llamo Tercio, y Pablo me dictó esta carta.


Oración final
Rom 16:25  Dios puede hacer que ustedes se mantengan firmes en la vida que Jesucristo nos ha dado. ¡Alabémoslo! Así lo dije cuando les anuncié la buena noticia y les hablé de Jesucristo. Esto va de acuerdo con el plan que Dios nos dio a conocer, y que mantuvo en secreto desde antes de crear el mundo.
Rom 16:26  Ahora conocemos ese plan por medio de lo que escribieron los profetas. Además, Dios, que vive para siempre, así lo ordenó, para que todo el mundo crea y obedezca al Señor.
Rom 16:27  Y ahora, por medio de Jesucristo, alabemos por siempre al único y sabio Dios. Amén.

 


 

Rom 16:1  Os recomiendo nuestra hermana Febe, la cual está dedicada al servicio de la iglesia de Cencrea,
Rom 16:2  para que la recibáis por amor del Señor, como deben recibirse los santos, o fieles, y le deis favor en cualquier negocio que necesitare de vosotros; pues ella lo ha hecho así con muchos, y en particular conmigo.
Rom 16:3  Saludad de mi parte a Prisca y a Aquila, que trabajaron conmigo en servicio de Jesucristo
Rom 16:4  (y los cuales por salvar mi vida expusieron sus cabezas, por lo que no solamente yo me reconozco agradecido, sino también las iglesias todas de los gentiles);
Rom 16:5  y saludad con ellos a la Iglesia de su casa. Saludad a mi querido Epéneto, primicia, o primer fruto, de Cristo en Asia.
Rom 16:6  Saludad a María, la cual ha trabajado mucho entre vosotros.
Rom 16:7  Saludad a Andrónico y a Junia, mis parientes y comprisioneros, que son ilustres entre los apóstoles, o ministros de la buena nueva y los cuales creyeron en Cristo antes que yo.
Rom 16:8  Saludad a Ampliato, a quien amo entrañablemente en el Señor.
Rom 16:9  Saludad a Urbano, coadjutor nuestro en Cristo Jesús , y a mi amado Estaquis.
Rom 16:10  Saludad a Apeles, probado y fiel servidor de Jesucristo.
Rom 16:11  Saludad a los de la familia de Aristóbolo. Saludad a Herodión, mi pariente. Saludad a los de casa de Narciso, que creen en el Señor.
Rom 16:12  Saludad a Trifena y a Trifosa, las cuales trabajan para el servicio del Señor. Saludad a nuestra carísima Pérsida, la cual asimismo ha trabajado mucho por el Señor.
Rom 16:13  Saludad a Rufo, escogido del Señor, y a su madre, que también lo es mía en el amor.
Rom 16:14  Saludad a Asíncrito, a Flegonte, a Hermas, a Patrobas, a Hermes y a los hermanos que viven con ellos.
Rom 16:15  Saludad a Filólogo, y a Julia, a Nereo y su hermana, y a Olimpíade, y a todos los santos, o fieles, que están con ellos.
Rom 16:16  Saludaos unos a otros con el ósculo santo de la caridad. A vosotros os saludan todas las iglesias de Cristo .
Rom 16:17  Y os ruego, hermanos, que os recatéis de aquellos que causan entre vosotros divisiones y escándalos, enseñando contra la doctrina que vosotros habéis aprendido; y evitad su compañía;
Rom 16:18  pues los tales no sirven a Cristo Señor nuestro, sino a su propia sensualidad, y con palabras melosas y con adulaciones seducen los corazones de los sencillos.
Rom 16:19  Vuestra obediencia a la fe se ha hecho célebre por todas partes, de lo cual me congratulo con vosotros. Pero deseo que seáis sabios, o sagaces, en orden al bien, y sencillos como niños en cuanto al mal.
Rom 16:20  El Dios de la paz quebrante y abata presto a Satanás debajo de vuestros pies. La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con vosotros.
Rom 16:21  Os saluda Timoteo, mi coadjutor; y Lucio y Jasón y Sosípatro, mis parientes.
Rom 16:22  Os saludo en el Señor yo, Tercio, que he sido el amanuense en esta carta.
Rom 16:23  Os saluda Cayo, mi huésped, y la Iglesia toda. Os saluda Erasto, el tesorero de la ciudad, y nuestro hermano Cuarto.
Rom 16:24  La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con todos vosotros. Amén.
Rom 16:25  Gloria a aquel que es poderoso para fortaleceros en mi buena nueva y en la doctrina de Jesucristo que yo predico, según la revelación del misterio de la redención; misterio que después de haber permanecido oculto en todos los siglos pasados,
Rom 16:26  acaba de ser descubierto por los oráculos de los profetas, conforme al decreto del Dios eterno, y ha venido a noticia de todos los pueblos, para que obedezcan a la fe;
Rom 16:27  a Dios, digo, que es el solo sabio, a él la honra y la gloria por Jesucristo en los siglos de los siglos. Amén.

 


 

Rom 16:1  Os recomiendo además nuestra hermana Febe,  la cual es diaconisa de la iglesia en Cencrea;
Rom 16:2  que la recibáis en el Señor,  como es digno de los santos,  y que la ayudéis en cualquier cosa en que necesite de vosotros;  porque ella ha ayudado a muchos,  y a mí mismo.
Rom 16:3  Saludad a Priscila y a Aquila,  mis colaboradores en Cristo Jesús,
Rom 16:4  que expusieron su vida por mí;  a los cuales no sólo yo doy gracias,  sino también todas las iglesias de los gentiles.
Rom 16:5  Saludad también a la iglesia de su casa.  Saludad a Epeneto,  amado mío,  que es el primer fruto de Acaya para Cristo.
Rom 16:6  Saludad a María,  la cual ha trabajado mucho entre vosotros.
Rom 16:7  Saludad a Andrónico y a Junias,  mis parientes y mis compañeros de prisiones,  los cuales son muy estimados entre los apóstoles,  y que también fueron antes de mí en Cristo.
Rom 16:8  Saludad a Amplias,  amado mío en el Señor.
Rom 16:9  Saludad a Urbano,  nuestro colaborador en Cristo Jesús,  y a Estaquis,  amado mío.
Rom 16:10  Saludad a Apeles,  aprobado en Cristo.  Saludad a los de la casa de Aristóbulo.
Rom 16:11  Saludad a Herodión,  mi pariente.  Saludad a los de la casa de Narciso,  los cuales están en el Señor.
Rom 16:12  Saludad a Trifena y a Trifosa,  las cuales trabajan en el Señor.  Saludad a la amada Pérsida,  la cual ha trabajado mucho en el Señor.
Rom 16:13  Saludad a Rufo,  escogido en el Señor,  y a su madre y mía.
Rom 16:14  Saludad a Asíncrito,  a Flegonte,  a Hermas,  a Patrobas,  a Hermes y a los hermanos que están con ellos.
Rom 16:15  Saludad a Filólogo,  a Julia,  a Nereo y a su hermana,  a Olimpas y a todos los santos que están con ellos.
Rom 16:16  Saludaos los unos a los otros con ósculo santo.  Os saludan todas las iglesias de Cristo.
Rom 16:17  Mas os ruego,  hermanos,  que os fijéis en los que causan divisiones y tropiezos en contra de la doctrina que vosotros habéis aprendido,  y que os apartéis de ellos.
Rom 16:18  Porque tales personas no sirven a nuestro Señor Jesucristo,  sino a sus propios vientres,  y con suaves palabras y lisonjas engañan los corazones de los ingenuos.
Rom 16:19  Porque vuestra obediencia ha venido a ser notoria a todos,  así que me gozo de vosotros;  pero quiero que seáis sabios para el bien,  e ingenuos para el mal.
Rom 16:20  Y el Dios de paz aplastará en breve a Satanás bajo vuestros pies.  La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con vosotros.
Rom 16:21  Os saludan Timoteo mi colaborador,  y Lucio,  Jasón y Sosípater,  mis parientes.
Rom 16:22  Yo Tercio,  que escribí la epístola,  os saludo en el Señor.
Rom 16:23  Os saluda Gayo,  hospedador mío y de toda la iglesia.  Os saluda Erasto,  tesorero de la ciudad,  y el hermano Cuarto.
Rom 16:24  La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con todos vosotros.  Amén.
Rom 16:25  Y al que puede confirmaros según mi evangelio y la predicación de Jesucristo,  según la revelación del misterio que se ha mantenido oculto desde tiempos eternos,
Rom 16:26  pero que ha sido manifestado ahora,  y que por las Escrituras de los profetas,  según el mandamiento del Dios eterno,  se ha dado a conocer a todas las gentes para que obedezcan a la fe,
Rom 16:27  al único y sabio Dios,  sea gloria mediante Jesucristo para siempre.  Amén.

 


 

Rom 16:1  Os encomiendo empero a Febe, nuestra hermana, la cual está en el servicio de la Iglesia que está en Cencrea;
Rom 16:2  que la recibáis en el Señor, como es digno a los santos, y la ayudéis en cualquier cosa en que necesite de vosotros; porque ella ha ayudado a muchos, y a mí mismo.
Rom 16:3  Saludad a Priscila y Aquila, mis coadjutores en el Ungido Jesús;
Rom 16:4  (que pusieron sus cuellos al degolladero por mi vida; a los cuales no doy gracias yo sólo, mas aun todas las Iglesias de los gentiles);
Rom 16:5  asimismo a la Iglesia de su casa. Saludad a Epeneto, amado mío, (que es) las primicias de Acaya en Cristo.
Rom 16:6  Saludad a María, la cual ha trabajado mucho con vosotros.
Rom 16:7  Saludad a Andrónico y a Junias, mis parientes, (y mis compañeros en la cautividad) los cuales son insignes entre los apóstoles; los cuales fueron antes de mí en el Ungido.
Rom 16:8  Saludad a Amplias, amado mío en el Señor.
Rom 16:9  Saludad a Urbano, nuestro ayudador en el Ungido, y a Estaquis, amado mío.
Rom 16:10  Saludad a Apeles, aprobado en el Cristo. Saludad a los que son de Aristóbulo.
Rom 16:11  Saludad a Herodión, mi pariente. Saludad a los que son (de la casa de) Narciso, los que son en el Señor.
Rom 16:12  Saludad a Trifena y a Trifosa, las cuales trabajan en el Señor. Saludad a Pérsida amada, la cual ha trabajado mucho en el Señor.
Rom 16:13  Saludad a Rufo, escogido en el Señor, y a su madre y mía.
Rom 16:14  Saludad a Asíncrito, y a Flegonte, a Hermas, a Patrobas, a Mercurio, y a los Hermanos que están con ellos.
Rom 16:15  Saludad a Filólogo y a Julia, a Nereo y a su hermana, y a Olimpas, y a todos los santos que están con ellos.
Rom 16:16  Saludaos los unos a los otros con beso santo. Os saludan todas las Iglesias del Cristo.
Rom 16:17  Y os ruego, hermanos, que miréis por los que causan disensiones y escándalos fuera de la doctrina que vosotros habéis aprendido; y apartaos de ellos.
Rom 16:18  Porque los tales no sirven al Señor nuestro Jesús, el Cristo, sino a sus vientres; y con suaves palabras y bendiciones engañan los corazones de los simples.
Rom 16:19  Porque vuestra obediencia es divulgada por todos los lugares; así que me gozo de vosotros; mas quiero que seáis sabios en cuanto al bien, y innocentes en cuanto al mal.
Rom 16:20  Y el Dios de paz quebrante presto a Satanás debajo de vuestros pies. La gracia del Señor nuestro Jesús, el Cristo, sea con vosotros.
Rom 16:21  Os saludan Timoteo, mi coadjutor, y Lucio y Jasón y Sosípater, mis parientes.
Rom 16:22  Yo Tercio, que escribí la epístola, os saludo en el Señor.
Rom 16:23  Os saluda Gayo, mi huésped, y de toda la Iglesia. Os saluda Erasto, tesorero de la ciudad, y el hermano Cuarto.
Rom 16:24  La gracia del Señor nuestro Jesús, el Cristo, sea con todos vosotros. Amén.
Rom 16:25  Y al que puede confirmaros según mi Evangelio y la predicación de Jesús, el Cristo, según la revelación del misterio encubierto desde tiempos eternos,
Rom 16:26  pero manifestado ahora, y por las Escrituras de los profetas, por el mandamiento del Dios eterno, declarado a todos los gentiles, para que oigan y obedezcan por la fe;
Rom 16:27  al solo Dios sabio, sea gloria por Jesús, el Cristo, para siempre. Amén.

 


 

Rom 16:1  I commend unto you Phebe our sister, which is a servant of the church which is at Cenchrea:
Rom 16:2  That ye receive her in the Lord, as becometh saints, and that ye assist her in whatsoever business she hath need of you: for she hath been a succourer of many, and of myself also.
Rom 16:3  Greet Priscilla and Aquila my helpers in Christ Jesus:
Rom 16:4  Who have for my life laid down their own necks: unto whom not only I give thanks, but also all the churches of the Gentiles.
Rom 16:5  Likewise greet the church that is in their house. Salute my wellbeloved Epaenetus, who is the firstfruits of Achaia unto Christ.
Rom 16:6  Greet Mary, who bestowed much labour on us.
Rom 16:7  Salute Andronicus and Junia, my kinsmen, and my fellowprisoners, who are of note among the apostles, who also were in Christ before me.
Rom 16:8  Greet Amplias my beloved in the Lord.
Rom 16:9  Salute Urbane, our helper in Christ, and Stachys my beloved.
Rom 16:10  Salute Apelles approved in Christ. Salute them which are of Aristobulus' household.
Rom 16:11  Salute Herodion my kinsman. Greet them that be of the household of Narcissus, which are in the Lord.
Rom 16:12  Salute Tryphena and Tryphosa, who labour in the Lord. Salute the beloved Persis, which laboured much in the Lord.
Rom 16:13  Salute Rufus chosen in the Lord, and his mother and mine.
Rom 16:14  Salute Asyncritus, Phlegon, Hermas, Patrobas, Hermes, and the brethren which are with them.
Rom 16:15  Salute Philologus, and Julia, Nereus, and his sister, and Olympas, and all the saints which are with them.
Rom 16:16  Salute one another with an holy kiss. The churches of Christ salute you.
Rom 16:17  Now I beseech you, brethren, mark them which cause divisions and offences contrary to the doctrine which ye have learned; and avoid them.
Rom 16:18  For they that are such serve not our Lord Jesus Christ, but their own belly; and by good words and fair speeches deceive the hearts of the simple.
Rom 16:19  For your obedience is come abroad unto all men. I am glad therefore on your behalf: but yet I would have you wise unto that which is good, and simple concerning evil.
Rom 16:20  And the God of peace shall bruise Satan under your feet shortly. The grace of our Lord Jesus Christ be with you. Amen.
Rom 16:21  Timotheus my workfellow, and Lucius, and Jason, and Sosipater, my kinsmen, salute you.
Rom 16:22  I Tertius, who wrote this epistle, salute you in the Lord.
Rom 16:23  Gaius mine host, and of the whole church, saluteth you. Erastus the chamberlain of the city saluteth you, and Quartus a brother.
Rom 16:24  The grace of our Lord Jesus Christ be with you all. Amen.
Rom 16:25  Now to him that is of power to stablish you according to my gospel, and the preaching of Jesus Christ, according to the revelation of the mystery, which was kept secret since the world began,
Rom 16:26  But now is made manifest, and by the scriptures of the prophets, according to the commandment of the everlasting God, made known to all nations for the obedience of faith:
Rom 16:27  To God only wise, be glory through Jesus Christ for ever. Amen. Written to the Romans from Corinthus, and sent by Phebe servant of the church at Cenchrea.

 


 

Rom 16:1  Os recomiendo a Febe, nuestra hermana, diaconisa de la Iglesia de Cencreas.
Rom 16:2  Recibidla en el Señor de una manera digna de los santos, y asistidla en cualquier cosa que necesite de vosotros, pues ella ha sido protectora de muchos, incluso de mí mismo.
Rom 16:3  Saludad a Prisca y Aquila, colaboradores míos en Cristo Jesús.
Rom 16:4  Ellos expusieron sus cabezas para salvarme. Y no soy solo en agradecérselo, sino también todas las Iglesias de la gentilidad;
Rom 16:5  saludad también a la Iglesia que se reúne en su casa. Saludad a mi querido Epéneto, primicias del Asia para Cristo.
Rom 16:6  Saludad a María, que se ha afanado mucho por vosotros.
Rom 16:7  Saludad a Andrónico y Junia, mis parientes y compañeros de prisión, ilustres entre los apóstoles, que llegaron a Cristo antes que yo.
Rom 16:8  Saludad a Ampliato, mi amado en el Señor.
Rom 16:9  Saludad a Urbano, colaborador nuestro en Cristo; y a mi querido Estaquio.
Rom 16:10  Saludad a Apeles, que ha dado buenas pruebas de sí en Cristo. Saludad a los de la casa de Aristóbulo.
Rom 16:11  Saludad a mi pariente Herodión. Saludad a los de la casa de Narciso, en el Señor.
Rom 16:12  Saludad a Trifena y a Trifosa, que se han fatigado en el Señor. Saludad a la amada Pérside, que trabajó mucho en el Señor.
Rom 16:13  Saludad a Rufo, el escogido del Señor; y a su madre, que lo es también mía.
Rom 16:14  Saludad a Asíncrito y Flegonta, a Hermes, a Patrobas, a Hermas y a los hermanos que están con ellos.
Rom 16:15  Saludad a Filólogo y a Julia, a Nereo y a su hermana, lo mismo que a Olimpas y a todos los santos que están con ellos.
Rom 16:16  Saludaos los unos a los otros con el beso santo. Todas las Iglesias de Cristo os saludan.
Rom 16:17  Os ruego, hermanos, que os guardéis de los que suscitan divisiones y escándalos contra la doctrina que habéis aprendido; apartaos de ellos,
Rom 16:18  pues esos tales no sirven a nuestro Señor Jesucristo, sino a su propio vientre, y, por medio de suaves palabras y lisonjas, seducen los corazones de los sencillos.
Rom 16:19  Vuestra obediencia se ha divulgado por todas partes; por lo cual, me alegro de vosotros. Pero quiero que seáis ingeniosos para el bien e inocentes para el mal.
Rom 16:20  Y el Dios de la paz aplastará bien pronto a Satanás bajo vuestros pies. La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con vosotros.
Rom 16:21  Os saluda Timoteo, mi colaborador, lo mismo que Lucio, Jasón y Sosípatro, mis parientes.
Rom 16:22  Os saludo en el Señor yo, Tercio, que he escrito esta carta.
Rom 16:23  Os saluda Gayo, huésped mío y de toda la Iglesia.
Rom 16:25  Os saluda Erasto, cuestor de la ciudad, y Cuarto, nuestro hermano. A Aquel que puede consolidaros conforme al Evangelio mío y la predicación de Jesucristo: revelación de un Misterio mantenido en secreto durante siglos eternos,
Rom 16:26  pero manifestado al presente, por la Escrituras que lo predicen, por disposición del Dios eterno, dado a conocer a todos los gentiles para obediencia de la fe,
Rom 16:27  a Dios, el único sabio, por Jesucristo, ¡a él la gloria por los siglos de los siglos! Amén.

 


 

Rom 16:1  Les recomiendo a nuestra hermana Febe, diaconisa[1] en la iglesia de Cencreas.
Rom 16:2  Recíbanla bien en el nombre del Señor, como se debe hacer entre los hermanos en la fe, y ayúdenla en todo lo que necesite, porque ha ayudado a muchos, y también a mí mismo.
Rom 16:3  Saluden a Prisca y Áquila, [2] mis compañeros de trabajo en el servicio de Cristo Jesús.
Rom 16:4  A ellos, que pusieron en peligro su propia vida por salvar lamía, no solo yo les doy las gracias, sino también todos los hermanos de las iglesias no judías.
Rom 16:5  Saluden igualmente a la iglesia que se reúne en casa de Prisca y Áquila. Saluden a mi querido amigo Epéneto, que en la provincia de Asia fue el primer creyente en Cristo.
Rom 16:6  Saluden a María, que tanto ha trabajado por ustedes.
Rom 16:7  Saluden a mis paisanos Andrónico y Junias, que fueron mis compañeros de cárcel; se han distinguido entre los apóstoles, y se hicieron creyentes en Cristo antes que y o.
Rom 16:8  Saluden a Ampliato, mi querido amigo en el Señor.
Rom 16:9  Saluden a Urbano, nuestro compañero de trabajo en Cristo, y a mi querido Estaquis.
Rom 16:10  Saluden a Apeles, que ha dado tantas pruebas de su fe en Cristo; y también a los de la familia de Aristóbulo.
Rom 16:11  Saluden a mi paisano Herodión, y a los de la familia de Narciso que creen en el Señor.
Rom 16:12  Saluden a Trifena y a Trifosa, que trabajan en la obra del Señor; y también a nuestra querida hermana Pérside, que tanto ha trabajado en la obra del Señor.
Rom 16:13  Saluden a Rufo, distinguido creyente en el Señor, y a su madre, que ha sido también como una madre para mí.
Rom 16:14  Saluden a Asíncrito, a Flegonte, a Hermes, a Patrobas, a Hermas y a los hermanos que están con ellos.
Rom 16:15  Saluden también a Filólogo y a Julia, a Nereo y a su hermana, a Olimpas y a todos los hermanos en la fe que están con ellos.
Rom 16:16  Salúdense los unos a los otros con un beso santo. Todas las iglesias de Cristo les mandan saludos.
Rom 16:17  Hermanos, les ruego que se fijen en los que causan divisiones y ponen tropiezos, en contra de la enseñanza que ustedes recibieron. Apártense de ellos,
Rom 16:18  porque no sirven a Cristo nuestro Señor, sino a sus propios apetitos, y con sus palabras suaves y agradables engañan el corazón de la gente sencilla.
Rom 16:19  Todos saben que ustedes han sido obedientes. Me alegro de su actitud, y quiero que muestren sabiduría para hacer lo bueno, pero no para hacer lo malo;
Rom 16:20  así el Dios de paz aplastará pronto a Satanás bajo los pies de ustedes. Que nuestro Señor Jesús les dé su gracia. [3]
Rom 16:21  Les manda saludos Timoteo, mi compañero de trabajo; y también Lucio, Jasón y Sosípatro, mis paisanos.
Rom 16:22  yo, Tercio, que estoy escribiendo esta carta, también les mando saludos en el Señor.
Rom 16:23  Los saluda Gayo. Estoy alojado en su casa, que él pone a disposición de toda la iglesia. También los saluda Erasto, tesorero de la ciudad, y el hermano Cuarto. [4] [5]
Rom 16:24  (TEXT OMITTED)
Rom 16:25  Alabemos a Dios, que puede hacerlos a ustedes firmes conforme al evangelio que yo anuncio y la enseñanza acerca de Jesucristo. Esto está de acuerdo con lo que Dios ha revelado de su designio secreto, el cual estuvo oculto desde antes que el mundo existiera,
Rom 16:26  pero ahora se ha dado a conocer por los escritos de los profetas, de acuerdo con el mandato del Dios eterno. Este secreto del plan de Dios se ha dado a conocer a todas las naciones, para que crean y obedezcan.
Rom 16:27  ¡A Dios, el único y sabio, sea la gloria para siempre por medio de Jesucristo! Amén.

 


 

Rom 16:1  Les recomiendo a Febe nuestra hermana, que es ministra de la congregación que está en Cencreas,
Rom 16:2  para que la reciban con gusto en [el] Señor, de una manera digna de los santos, y para que le presten ayuda en cualquier asunto en que los necesite, porque ella misma también demostró ser defensora de muchos, sí, de mí mismo.
Rom 16:3  Den mis saludos a Prisca y a Áquila mis colaboradores en Cristo Jesús,
Rom 16:4  los cuales por mi alma han arriesgado su propio cuello, a quienes no solo yo, sino todas las congregaciones de las naciones, dan gracias;
Rom 16:5  y [saluden] a la congregación que está en casa de ellos. Saluden a mi amado Epéneto, que es primicias de Asia para Cristo.
Rom 16:6  Saluden a María, la cual ha realizado muchas labores por ustedes.
Rom 16:7  Saluden a Andrónico y a Junias mis parientes y mis compañeros de cautiverio, los cuales son insignes entre los apóstoles, y que han estado en unión con Cristo más tiempo que yo.
Rom 16:8  Den mis saludos a Ampliato mi amado en [el] Señor.
Rom 16:9  Saluden a Urbano nuestro colaborador en Cristo, y a mi amado Estaquis.
Rom 16:10  Saluden a Apeles, el aprobado en Cristo. Saluden a los de la casa de Aristóbulo.
Rom 16:11  Saluden a Herodión mi pariente. Saluden a los de la casa de Narciso que están en [el] Señor.
Rom 16:12  Saluden a Trifena y a Trifosa, [mujeres] que están trabajando con ahínco en [el] Señor. Saluden a Pérsida nuestra amada, porque ella realizó muchas labores en [el] Señor.
Rom 16:13  Saluden a Rufo el escogido en [el] Señor, y a su madre y la mía.
Rom 16:14  Saluden a Asíncrito, a Flegonte, a Hermes, a Patrobas, a Hermas, y a los hermanos que están con ellos.
Rom 16:15  Saluden a Filólogo y a Julia, a Nereo y a su hermana, y a Olimpas, y a todos los santos que están con ellos.
Rom 16:16  Salúdense unos a otros con beso santo. Todas las congregaciones del Cristo los saludan a ustedes.
Rom 16:17  Ahora los exhorto, hermanos, a que vigilen a los que causan divisiones y ocasiones de tropiezo contrario a la enseñanza que ustedes han aprendido, y que los eviten.
Rom 16:18  Porque hombres de esa clase no son esclavos de nuestro Señor Cristo, sino de su propio vientre; y con palabras melosas y habla lisonjera seducen los corazones de los cándidos.
Rom 16:19  Pues la obediencia de ustedes ha llegado a noticia de todos. Por lo tanto me regocijo a causa de ustedes. Pero deseo que sean sabios en cuanto a lo que es bueno, pero inocentes en cuanto a lo que es malo.
Rom 16:20  Por su parte, el Dios que da paz aplastará a Satanás bajo los pies de ustedes en breve. Que la bondad inmerecida de nuestro Señor Jesús esté con ustedes.
Rom 16:21  Timoteo mi colaborador los saluda, y también Lucio y Jasón y Sosípatro mis parientes.
Rom 16:22  Yo, Tercio, que he escrito esta carta, los saludo en [el] Señor.
Rom 16:23  Gayo, mi hospedador y el de toda la congregación, los saluda. Erasto el mayordomo de la ciudad los saluda, y también Cuarto su hermano.
Rom 16:24  ——
Rom 16:25  Ahora, al que puede hacerlos firmes de acuerdo con las buenas nuevas que yo declaro y la predicación de Jesucristo, conforme a la revelación del secreto sagrado que ha sido guardado en silencio por tiempos de larga duración,
Rom 16:26  pero que ahora ha sido puesto de manifiesto y dado a conocer mediante las escrituras proféticas entre todas las naciones de acuerdo con el mandato del Dios eterno para promover obediencia por fe;
Rom 16:27  a Dios, solo sabio, sea la gloria mediante Jesucristo para siempre. Amén.

 


 

Rom 16:1  Tengo muchas cosas buenas que decir acerca de Febe. Ella es una cristiana muy activa en la iglesia de Puerto Cencreas,
Rom 16:2  y ha entregado su vida al servicio del Señor Jesucristo. Recíbanla bien, como debe recibirse a todos los que pertenecen a la gran familia de Dios. Ayúdenla en todo lo que necesite, porque ella ha ayudado a muchos, y a mí también.
Rom 16:3  Les mando saludos a Priscila y a Áquila, que han trabajado conmigo sirviendo a Jesucristo.
Rom 16:4  Por ayudarme, pusieron en peligro sus vidas, así que les estoy muy agradecido, como lo están las iglesias de los cristianos no judíos.
Rom 16:5  Saluden de mi parte a los miembros de la iglesia que se reúne en la casa de ellos. Saluden a mi querido amigo Epéneto, que en la provincia de Asia fue el primero en aceptar a Cristo como su salvador.
Rom 16:6  Saluden a María, que ha trabajado mucho por ustedes.
Rom 16:7  Saluden a Andrónico y a Junias, que son judíos como yo, y que estuvieron en la cárcel conmigo. Son apóstoles bien conocidos, y llegaron a creer en Cristo antes que yo.
Rom 16:8  Saluden a Ampliato, quien gracias a nuestro Señor Jesucristo es un querido amigo mío.
Rom 16:9  Saluden a Urbano, que es un compañero de trabajo en el servicio a Cristo, y también a mi querido amigo Estaquis.
Rom 16:10  Saluden a Apeles, que tantas veces ha demostrado ser fiel a Cristo. Saluden también a todos los de la familia de Aristóbulo.
Rom 16:11  También a Herodión, judío como yo, y a los de la familia de Narciso, que confía mucho en Dios.
Rom 16:12  Saluden a Trifena y Trifosa, que trabajan para Dios. Saluden a mi querida amiga Pérside, que también ha trabajado mucho para Dios.
Rom 16:13  Les mando saludos a Rufo, que es un distinguido servidor de Cristo, y a su madre, que me ha tratado como a un hijo.
Rom 16:14  Saluden a Asíncrito, Flegonte, Hermes, Patrobas y Hermas, y a todos los hermanos que están con ellos.
Rom 16:15  Saluden a Filólogo y a Julia, a Nereo y a su hermana, a Olimpas y a todos los hermanos que están con ellos.
Rom 16:16  Salúdense entre ustedes con mucho cariño y afecto. Todas las iglesias de Cristo les envían sus saludos.
Rom 16:17  Queridos hermanos, les ruego que se fijen en los que causan pleitos en la iglesia. Ellos están en contra de todo lo que a ustedes se les ha enseñado. Apártense de esa gente,
Rom 16:18  porque no sirven a Cristo, nuestro Señor, sino que buscan su propio bien. Hablan a la gente con palabras bonitas, pero son unos mentirosos y engañan a los que no entienden.
Rom 16:19  Todo el mundo sabe que ustedes obedecen a Dios, y eso me hace muy feliz. Quiero que demuestren su inteligencia haciendo lo bueno, y no lo malo.
Rom 16:20  Así el Dios de paz pronto vencerá a Satanás, y lo pondrá bajo el dominio de ustedes. ¡Que Jesús, nuestro Señor, siga mostrándoles su amor!
Rom 16:21  Les envía saludos Timoteo, que trabaja conmigo. También les envían saludos Lucio, Jasón y Sosípatro, que son judíos como yo.
Rom 16:22  Los saluda Gayo, quien me ha recibido en su casa, donde también se reúne la iglesia. También los saludan Erasto, tesorero de la ciudad, y nuestro hermano Cuarto. También yo les envío saludos en el amor de Cristo. Me llamo Tercio, y Pablo me dictó esta carta.
Rom 16:25  Dios puede hacer que ustedes se mantengan firmes en la vida que Jesucristo nos ha dado. ¡Alabémoslo! Así lo dije cuando les anuncié la buena noticia y les hablé de Jesucristo. Esto va de acuerdo con el plan que Dios nos dio a conocer, y que mantuvo en secreto desde antes de crear el mundo.
Rom 16:26  Ahora conocemos ese plan por medio de lo que escribieron los profetas. Además, Dios, que vive para siempre, así lo ordenó, para que todo el mundo crea y obedezca al Señor.
Rom 16:27  Y ahora, por medio de Jesucristo, alabemos por siempre al único y sabio Dios. Amén.

 


 

Rom 16:1  Les estoy presentando nuestra hermana Febe, shammash de la congregación de Cencrea,
Rom 16:2  para que ustedes le den la bienvenida en Yahshúa, como el pueblo de YAHWEH debe, le dan cualquier asistencia que ella necesite de ustedes, pues ella ha sido de gran ayuda para mucha gente, incluyéndome a mí.
Rom 16:3  Den mis saludos a Priscila y Aquila, mis compañeros de labores para el Mashíaj Yahshúa.
Rom 16:4  Ellos arriesgaron sus vidas para salvar la mía, no sólo yo les doy gracias, sino también todas las Asambleas Mesiánicas entre los Gentiles.
Rom 16:5  Y den mi saludo a la Asamblea que se reúne en su casa. Den mis saludos a mi querido amigo Epéneto quien fue la primera persona en la provincia de Asia en poner su confianza en el Mashíaj.
Rom 16:6  Den mis saludos a Miryam quien ha trabajado muy duro por ustedes.
Rom 16:7  Saludos a Andrónico y Junia, parientes míos, que estuvieron en prisión conmigo. Ellos son muy conocidos entre los emisarios, también ellos vinieron a la confianza en el Mashíaj antes que yo.
Rom 16:8  Saludos a Ampliato mi querido amigo en YAHWEH.
Rom 16:9  Saludos a Urbano nuestro compañero de labores en el Mashíaj, y a mi querido amigo Estaquis.
Rom 16:10  Saludos a Apeles cuya confianza en el Mashíaj ha sido examinada y probada. Saluden a los de la casa de Aristóbulo.
Rom 16:11  Saluden a mi pariente Herodión.
Rom 16:12  Saluden a Trifena y a Trifosa, mujeres que están trabajando duro para el Adón. Saluden a mi querida amiga Persis, otra mujer que ha hecho mucho trabajo duro para Yahshúa.
Rom 16:13  Saluden a Rufo, escogido por Yahshúa, y a su madre que ha sido madre para mí también.
Rom 16:14  Saluden a Asíncrito, Flegonte, Hermes, Patrobas, Hermas, y a los hermanos que están con ellos.
Rom 16:15  Saluden a Filólogo, Julia, Nereo y a su hermana, y a Olimpas, y a todo el pueblo de YAHWEH que está con ellos.
Rom 16:16  Salúdense uno a otro con beso Kadosh. Todas las Asambleas del Mashíaj les mandan sus saludos.
Rom 16:17  Los animo, hermanos, que vigilen a esos que causan divisiones y les tienden trampas juntamente con las enseñanzas en las cuales han sido entrenados; permanezcan lejos de ellos.
Rom 16:18  Porque hombres como estos no están sirviendo a nuestro Adón el Mashíaj, sólo sus panzas; con su oratoria suave y sus lisonjas, engañan al inocente.
Rom 16:19  Pues todos han oído de la obediencia de ustedes, por lo tanto, me alegro por ustedes. De modo que quiero que sean sabios en lo que concierne a lo bue no, pero inocentes en lo concerniente al mal.
Rom 16:20  Y YAHWEH, la fuente de todo Shalom pronto aplastará a ha satán bajo sus pies. La misericordia de nuestro Adón Yahshúa sea con ustedes.
Rom 16:21  Timoteo, mi compañero de labores, les manda saludos; también Lucio, Jason y Sosípater, mis parientes.
Rom 16:22  Yo, Tercio, el que escribe esta carta los saluda en Yahshúa.
Rom 16:23  Mi anfitrión Gayo, en cuya casa toda la Asamblea se reúne, les saluda. Erasto, el tesorero de la ciudad y el hermano Cuarto les saludan.
Rom 16:24  La gracia de nuestro Adón Yahshúa Ha Mashíaj esté con todos ustedes. Amein
Rom 16:25  Ahora a YAHWEH, quien los puede fortalecer de acuerdo a mis Buenas Noticias en armonía con la revelación de la verdad secreta, que es la proclamación de Yahshúa Ha Mashíaj mantenido en silencio por siglos y siglos,
Rom 16:26  pero manifestado ahora por medio de escritos proféticos, en cumplimiento con el mandamiento de YAHWEH el Eterno, y comunicado a todos los Gentiles para promover en ellos obediencia basada en la confianza
Rom 16:27  en el Unico Elohim Sabio, por medio de Yahshúa Ha Mashíaj, ¡sea la Gloria por siempre y para siempre! Amein.

 


 

Rom 16:1  "Les recomiendo a nuestra hermana Febe, quien es ayudante de la iglesia de Cencrea."
Rom 16:2  "Les pido que la reciban en el Señor y la atiendan muy bien. Así es como el pueblo de Dios trata a su gente. Ayúdenla con lo que necesite porque ella también ha ayudado a muchos, incluso a mí."
Rom 16:3  Saluden a Prisca y a Aquila que son mis compañeros de trabajo en Cristo.
Rom 16:4  "Ellos han arriesgado su propia vida para salvar la mía, y les estoy muy agradecido. Las iglesias de los que no son judíos también les dan las gracias."
Rom 16:5  "Saluden también a la iglesia que se reúne en casa de Prisca y Aquila. Saluden a mi estimado hermano Epeneto, que fue el primero en seguir a Cristo en Asia."
Rom 16:6  Saluden a María que ha hecho un gran trabajo por ustedes.
Rom 16:7  Saluden a Andrónico y Junias que son mis parientes y estuvieron conmigo en prisión. Ellos se han destacado entre los que fueron enviados para trabajar por el Señor y se unieron a la fe de Cristo antes que yo.
Rom 16:8  "Saluden a Amplias, mi estimado amigo en el Señor."
Rom 16:9  "Saluden a Urbano, nuestro compañero de trabajo en Cristo. Saluden a mi estimado amigo Estaquis."
Rom 16:10  "Saluden a Apeles, que ha dado pruebas de su fe en Cristo. Saluden a los familiares de Aristóbulo."
Rom 16:11  "Saluden a mi pariente Herodión. Saluden a todos los de la familia de Narciso, quienes creen en el Señor."
Rom 16:12  "Saluden a Trifena y Trifosa, que han trabajado mucho en la obra del Señor. Saluden a mi estimada amiga Pérsida, que también ha hecho un gran trabajo para el Señor."
Rom 16:13  "Saluden a Rufo, distinguido seguidor del Señor, y también a su mamá, que ha sido como una madre para mí."
Rom 16:14  "Saluden a Asíncrito, a Flegonte, a Hermes, a Patrobas, a Hermas y a todos los hermanos que están con ellos."
Rom 16:15  "Saluden a Filólogo, a Julia, a Nereo y a su hermana, a Olimpo y a todo el pueblo de Dios que está con ellos."
Rom 16:16  Salúdense unos a otros con un beso santo. Saludos de todas las iglesias de Cristo.
Rom 16:17  "Hermanos, les ruego que se cuiden de los que causan divisiones. Tengan cuidado con los que ponen en peligro la fe de los demás, porque ellos están en contra de las enseñanzas que ustedes han aprendido. Manténganse alejados de ellos."
Rom 16:18  "Esa gente no está sirviendo al Señor Jesucristo, sólo están complaciendo sus propios deseos y con palabras suaves halagan para engañar a los ingenuos."
Rom 16:19  "Todos los creyentes saben que ustedes son obedientes. Eso me alegra y espero que sean sabios para hacer el bien, e inocentes en cuanto al mal."
Rom 16:20  "Muy pronto Dios, que trae la paz, aplastará a Satanás y lo pondrá a los pies de ustedes. Que nuestro Señor Jesús los bendiga en abundancia."
Rom 16:21  "Mi compañero de trabajo Timoteo y mis parientes Lucio, Jasón y Sosípater les mandan saludos."
Rom 16:22  "Yo, Tercio, estoy escribiendo esta carta por Pablo, y también los saludo en el Señor."
Rom 16:23  "Gayo, quien me aloja y permite que la iglesia se reúna en su casa, los saluda. Erasto, el tesorero de la ciudad, y Cuarto, nuestro hermano, también los saludan."
Rom 16:24  "Gayo, quien me aloja y permite que la iglesia se reúna en su casa, los saluda. Erasto, el tesorero de la ciudad, y Cuarto, nuestro hermano, también los saludan."
Rom 16:25  "A Dios, que los hace firmes en la fe, sea la honra. Dios los fortalece con la buena noticia acerca de Jesucristo que yo anuncio. Esa buena noticia es el plan secreto que Dios ha dado a conocer pero que estuvo escondido durante mucho tiempo."
Rom 16:26  Ahora nos da a conocer ese plan a través de los escritos de los profetas. El eterno Dios ha ordenado que los que no son judíos conozcan el plan para que crean y obedezcan a Dios.
Rom 16:27  Al único y sabio Dios sea el honor por toda la eternidad a través de nuestro Señor Jesucristo. Así sea.

 


 
  Conocen nuestro sitio 446897 visitantes (1662881 clics a subpáginas) ¡Que nuestro Dios ensanche tu Territorio!