Biblia Adventista - Biblia de Estudio
  W235
 


 BibliadeEstudioAdventistaEvangelio.Juan: 13.BibliadeEstudioAdventista

La version Reina Valera 1990 con comentarios de elena White,referencias biblicas y otros complementos (Por editar)se encuentra en las subpaginas de Juan.


 

Jua 13:1  Y antes de la fiesta de la pascua, sabiendo Jesús que ha venido su hora de pasar de este mundo al Padre; habiendo amado a los propios que estaban en el mundo, al fin(a)  amóles.
Jua 13:2  Y cena haciéndose, habiendo el diablo ya arrojado en el corazón que le entregase Judas, de Simón Iscariotes;
Jua 13:3  sabiendo que todo le ha dado el Padre en las manos, y que de Dios ha salido y a Dios se va;
Jua 13:4  levántase de la cena y quita las vestiduras; y tomando un lienzo, ciñóse;
Jua 13:5  después echa agua en el lavatorio, y empezó a lavar los pies de los discípulos, y a enjugar con el lienzo de que estaba ceñido.
Jua 13:6  Viene, pues, a Simón Pedro; dícele: «Señor, ¿tú me lavas los pies?»
Jua 13:7  Respondió Jesús y díjole: «Lo que yo hago, tú no sabes todavía; pero sabrás después».
Jua 13:8  Dícele Pedro: «No me lavarás, no, los pies por el siglo». Respondióle: «Si no te lavare, no tienes parte conmigo».
Jua 13:9  Dícele Simón Pedro: «Señor, no mis pies solo, sino también las manos y la cabeza».
Jua 13:10  Dícele Jesús: «El lavado no tiene necesidad sino de lavarse los pies; mas está limpio todo; y vosotros limpios estáis; pero no todos».
Jua 13:11  Pues sabía al que le entregaba; por esto dijo: que «no todos limpios estáis».
Jua 13:12  Cuando lavó, pues los pies de ellos, y tomó sus vestiduras y recostóse de nuevo, díjoles: «¿Conocéis qué os he hecho?
Jua 13:13  Vosotros llamáisme el Maestro y el Señor; y bellamente decís; pues soy.
Jua 13:14  Si yo, pues, he lavado vuestros pies, el Maestro y el Señor, también vosotros debéis unos de otros lavar los pies;
Jua 13:15  porque ejemplo os he dado, para que, según yo he hecho a vosotros, también vosotros hagáis.
Jua 13:16  En verdad, en verdad dígoos: no hay siervo mayor que su señor, ni enviado, mayor que quien le envió.
Jua 13:17  Si esto sabéis, bienaventurados sois, si lo hiciereis.
Jua 13:18  No de todos vosotros digo; yo sé a quiénes he elegido; empero, para que la Escritura se cumpla: «El que come mi pan, levantó contra mí su calcañar».
Jua 13:19  Desde ahora dígoos, antes que suceda, para que creáis, cuando sucediere, que yo soy.
Jua 13:20  En verdad, en verdad dígoos: el que recibe, si a alguno enviare yo, a mí recibe; y el que a mí recibe, recibe al que me ha enviado».
Jua 13:21  Esto diciendo, Jesús conturbóse en el espíritu, y testificó y dijo: «En verdad, en verdad dígoos que uno de vosotros me entregará».
Jua 13:22  Miraban unos a otros los discípulos, dudando de quién dice.
Jua 13:23  Estaba recostado uno de sus discípulos en el seno de Jesús, a quien amaba Jesús;
Jua 13:24  significa, pues, a éste Simón Pedro y dícele; «Di quién es, de quién dice».
Jua 13:25  Reclinado aquél así sobre el pecho de Jesús, dícele: «Señor, ¿quién es?»
Jua 13:26  Responde, pues, Jesús: «Aquél es, a quien yo remojare el bocadillo y le diere». Remojando, pues, un bocadillo, toma y da a Judas de Simón Iscariotes.
Jua 13:27  Y, después del bocadillo, entonces entró en aquél Satanás. Dice, pues, a él Jesús: «Lo que haces, haz más pronto».
Jua 13:28  Esto nadie conoció de los recostados: por qué le dijo;
Jua 13:29  porque algunos pensaban, puesto que la bolsa tenía Judas, que le dice Jesús: «Compra de lo que tenemos necesidad para la fiesta»; o a los pobres que algo diese.
Jua 13:30  Habiendo, pues, recibido el bocadillo aquél, salió luego; y era noche. Cuando hubo, pues, salido,
Jua 13:31  dice Jesús: «Ahora ha sido glorificado el Hijo del hombre, y Dios glorificado en él;
Jua 13:32  y Dios glorificarále en sí mismo, y luego glorificarále.
Jua 13:33  Hijitos, todavía un poco con vosotros estoy. Buscaréisme, y, según dije a los judíos: que «a donde yo me voy, vosotros no podéis venir»; también a vosotros digo ahora.
Jua 13:34  Mandamiento nuevo os doy: que os améis; según os he amado, que también vosotros os améis.
Jua 13:35  En esto conocerán todos que mis discípulos sois, si amor tuviereis entre vosotros».
Jua 13:36  Dícele Simón Pedro: «Señor, ¿dónde te vas?» Respondió Jesús: «A donde me voy, no me puedes ahora seguir; pero seguirás más tarde».
Jua 13:37  Dícele Pedro: «Señor, ¿por qué no te puedo seguir ya? mi alma por ti pondré».
Jua 13:38  Responde Jesús: «¿Tu alma por mí pondrás? En verdad, en verdad dígote: no gallo cantará, no, hasta que me niegues tres veces».

 


 

Jua 13:1  Antes de la fiesta de la Pascua, viendo Jesús que llegaba su hora de pasar de este mundo al Padre, habiendo amado a los suyos, que estaban en el mundo, al fin extremadamente los amó.
Jua 13:2  Y comenzada la cena, como el diablo hubiese ya puesto en el corazón de Judas Iscariote, hijo de Simón, el propósito de entregar le;"
Jua 13:3  con saber que el Padre había puesto en sus manos todas las cosas y que había salido de Dios y a El se volvía...
Jua 13:4  Se levantó de la mesa, se quitó los vestidos y, tomando una toalla, se la ciñó;"
Jua 13:5  luego echó agua en la jofaina y comenzó a lavar los pies de los discípulos y a enjugárselos con la toalla que tenía ceñida.
Jua 13:6  Llegó, pues, a Simón Pedro, que le dijo: Señor, ¿tú lavarme a mí los pies?
Jua 13:7  Respondió Jesús y le dijo: Lo que Yo hago, tú no lo sabes ahora; lo sabrás después."
Jua 13:8  Di jo le Pedro: Jamás me lavarás tú los pies. Le contestó Jesús: Si no te los lavare, no tendrás parte conmigo.
Jua 13:9  Simón Pedro le dijo: Señor, entonces no sólo los pies, sino también las manos y la cabeza.
Jua 13:10  Jesús le dijo: El que se ha bañado no necesita lavarse, está todo limpio; y vosotros estáis limpios, pero no todos."
Jua 13:11  Porque sabía quién había de entregarle, y por eso dijo: No todos estáis limpios.
Jua 13:12  Cuando les hubo lavado los pies, y tomado sus vestidos, y puéstose de nuevo a la mesa, les dijo: ¿Entendéis lo que he hecho con vosotros?
Jua 13:13  Vosotros me llamáis Maestro y Señor, y decís bien, porque de verdad lo soy.
Jua 13:14  Si Yo, pues, os he lavado los pies, siendo vuestro Señor y Maestro, también habéis de lavaros vosotros los pies unos a otros.
Jua 13:15  Porque yo os he dado el ejemplo, para que vosotros hagáis también como Yo he hecho.
Jua 13:16  En verdad, en verdad os digo: No es el siervo mayor que su señor, ni el enviado mayor que quien le envía.
Jua 13:17  Si esto aprendéis, seréis dichosos si lo practicáis.
Jua 13:18  No lo digo de todos vosotros: Yo sé a quiénes escogí, mas lo digo para que se cumpla la Escritura: “El que come mi pan, levantó contra mí su calcañal.”
Jua 13:19  Desde ahora os lo digo, antes de que suceda, para que, cuando suceda, creáis que Yo soy.
Jua 13:20  En verdad, en verdad os digo que quien recibe al que yo enviare, a mí me recibe, y el que me recibe a mí, recibe a quien me ha enviado.
Jua 13:21  Dicho esto, se turbó Jesús en su espíritu y, demostrándolo, dijo: En verdad, en verdad os digo que uno de vosotros me entregará.
Jua 13:22  Se miraban los discípulos unos a otros, sin saber de quién hablaba.
Jua 13:23  Uno de ellos, el amado de Jesús, estaba recostado ante el pecho de Jesús.
Jua 13:24  Simón Pedro le hizo señal, diciéndole: Pregúntale de quién habla.
Jua 13:25  EL que estaba recostado ante el pecho de Jesús le dijo: Señor, ¿quién es?
Jua 13:26  Jesús le contestó: Aquel para quien Yo mojare un bocado y se lo diese. Y, mojando un bocado, lo tomó y se lo dio a Judas, hijo de Simón Iscariote.
Jua 13:27  Después del bocado, en el mismo instante entró en él Satanás. Jesús le dijo: Lo que has de hacer, hazlo pronto.
Jua 13:28  Ninguno de los que estaban a la mesa conoció a qué propósito decía aquello.
Jua 13:29  Algunos pensaron que, como Judas tenia la bolsa, le decía Jesús: Compra lo que necesitamos para la fiesta o que diese algo a los pobres.
Jua 13:30  El, tomando el bocado, se salió luego; era de noche."
Jua 13:31  Así que salió, dijo Jesús: Ahora ha sido glorificado el Hijo del hombre, y Dios ha sido glorificado en El.
Jua 13:32  Si Dios ha sido glorificado en El, Dios también le glorifícala a El, y le glorificará en seguida.
Jua 13:33  Hijitos míos, un poco estaré todavía con vosotros: me buscaréis, y como dije a los judíos: A donde Yo voy vosotros no podéis venir, también os lo digo a vosotros ahora.
Jua 13:34  Un precepto nuevo os doy: que os améis los unos a los otros como Yo os he amado, que os améis mutuamente.
Jua 13:35  En esto conocerán todos que sois mis discípulos, si tenéis caridad unos para con otros.
Jua 13:36  Díjole Simón Pedro: Señor, ¿adonde vas? Respondió Jesús: A donde Yo voy, no puedes tú seguirme ahora; me seguirás más tarde."
Jua 13:37  Pedro le dijo: Señor, ¿por qué no puedo seguirte ahora? Yo daré por ti mi vida.
Jua 13:38  Respondió Jesús: ¿Darás por mí tu vida? En verdad, en verdad te digo que no cantará el gallo antes que tres veces me niegues.

 


 

Jua 13:1  Faltaba muy poco para que empezara la fiesta de la Pascua, y Jesús sabía que se acercaba el momento en que dejaría este mundo para ir a reunirse con Dios, su Padre. Él siempre había amado a sus seguidores que estaban en el mundo, y los amó de la misma manera hasta el fin.
Jua 13:2  Aun antes de empezar la cena, el diablo ya había hecho que Judas hijo de Simón, el Iscariote, se decidiera a traicionar a Jesús.
Jua 13:3  Dios había enviado a Jesús, y Jesús lo sabía; y también sabía que regresaría para estar con Dios, pues Dios era su Padre y le había dado todo el poder.
Jua 13:4  Por eso, mientras estaban cenando, Jesús se levantó de la mesa, se quitó su manto y se ató una toalla a la cintura.
Jua 13:5  Luego echó agua en una palangana, y comenzó a enjuagar los pies de sus discípulos y a secárselos con la toalla.
Jua 13:6  Cuando le tocó el turno a Pedro, este le dijo a Jesús: —Señor, no creo que tú debas lavarme los pies.
Jua 13:7  Jesús le respondió: —Ahora no entiendes lo que estoy haciendo, pero después lo entenderás.
Jua 13:8  Pedro le dijo: —¡Nunca dejaré que me laves los pies! Jesús le contestó: —Si no te lavo los pies, ya no podrás ser mi seguidor.
Jua 13:9  Simón Pedro dijo: —¡Señor, entonces no me laves solamente los pies, sino lávame también las manos y la cabeza!
Jua 13:10  Jesús le dijo: —El que está recién bañado está totalmente limpio, y no necesita lavarse más que los pies. Y ustedes están limpios, aunque no todos.
Jua 13:11  Jesús ya sabía quién iba a traicionarlo; por eso dijo que no todos estaban limpios.
Jua 13:12  Después de lavarles los pies, Jesús se puso otra vez el manto y volvió a sentarse a la mesa. Les preguntó: «¿Entienden ustedes lo que acabo de hacer?
Jua 13:13  Ustedes me llaman Maestro y Señor, y tienen razón, porque soy Maestro y Señor.
Jua 13:14  Pues si yo, su Señor y Maestro, les he lavado los pies, también ustedes deben lavarse los pies unos a otros.
Jua 13:15  Yo les he dado el ejemplo, para que ustedes hagan lo mismo.
Jua 13:16  Ustedes saben que ningún esclavo es más importante que su amo, y que ningún mensajero es más importante que quien lo envía.
Jua 13:17  Si entienden estas cosas, háganlas, y así Dios los bendecirá.
Jua 13:18  »No estoy hablando de todos ustedes. Yo sé a quiénes elegí. Pero tiene que cumplirse esto que la Biblia anunció: “Aquel con quien compartía mi pan, se ha puesto en contra mía.”
Jua 13:19  »Les digo esto desde ahora para que, cuando suceda, ustedes crean que Yo Soy.
Jua 13:20  Si alguien recibe al que yo envío, me recibe a mí. Y el que me recibe a mí, recibe también al que me envió.»
Jua 13:21  Después de que dijo esto, Jesús se sintió muy preocupado, y añadió: «Yo sé que uno de ustedes me va a traicionar.»
Jua 13:22  Los discípulos comenzaron a mirarse unos a otros, sin saber de quién estaba hablando.
Jua 13:23  Mientras cenaban, el discípulo favorito de Jesús estaba sentado junto a él.
Jua 13:24  Simón Pedro le hizo señas para que le preguntara a Jesús de quién estaba hablando.
Jua 13:25  Ese discípulo se acercó más a Jesús, y le preguntó: —Señor, ¿quién te va a traicionar?
Jua 13:26  Jesús le respondió: —Es el que va a recibir el pedazo de pan que voy a mojar en la salsa. Jesús mojó el pan y se lo entregó a Judas hijo de Simón, el Iscariote.
Jua 13:27  En ese mismo instante, Satanás se metió en el corazón de Judas. Jesús le dijo: «Judas, apúrate a hacer lo que has planeado.»
Jua 13:28  Pero ninguno de los que estaban allí entendió lo que Jesús había dicho.
Jua 13:29  Como Judas era el encargado de guardar el dinero del grupo, algunos pensaron que Jesús le había pedido que comprara lo necesario para la fiesta de la Pascua, o que repartiera dinero a los pobres.
Jua 13:30  Después de recibir el pan, Judas salió inmediatamente. Para entonces, ya estaba oscuro.
Jua 13:31  Después de que Judas salió, Jesús les dijo a los otros discípulos: —Ahora la gente podrá ver lo grande y poderoso que soy yo, el Hijo del hombre. Gracias a mí también podrán ver lo poderoso y grande que es Dios.
Jua 13:32  Si yo hago que la gente vea lo grande y poderoso que es Dios, entonces Dios hará que la gente también vea lo poderoso y grande que soy yo. Y Dios hará esto pronto.
Jua 13:33  »Mis amados amigos, dentro de poco ya no estaré más con ustedes. Me buscarán, pero no me encontrarán. Les digo a ustedes lo mismo que les dije a los jefes judíos: No pueden ir a donde yo voy.
Jua 13:34  »Les doy un mandamiento nuevo: Ámense unos a otros. »Ustedes deben amarse de la misma manera que yo los amo.
Jua 13:35  Si se aman de verdad, entonces todos sabrán que ustedes son mis seguidores.
Jua 13:36  Simón Pedro le preguntó a Jesús: —Señor, ¿a dónde vas a ir? Jesús le respondió: —Ahora no puedes venir conmigo. Pero después sí vendrás.
Jua 13:37  Pero Pedro insistió: —¿Por qué no puedo acompañarte ahora, Señor? ¡Estoy dispuesto a morir por ti!
Jua 13:38  Jesús le contestó: —¿En verdad estás dispuesto a morir por mí? Te aseguro que, antes de que el gallo cante, tres veces dirás que no me conoces.

 


 

Jua 13:1  Víspera del día solemne de la Pascua , sabiendo Jesús que era llegada la hora de su tránsito de este mundo al Padre, como hubiese amado a los suyos que vivían en el mundo, los amó hasta el fin.
Jua 13:2  Y así acabada la cena, cuando ya el diablo había sugerido en el corazón de Judas, hijo de Simón Iscariote, el designio de entregarle,
Jua 13:3  Jesús , que sabía que el Padre le había puesto todas las cosas en sus manos, y que como era venido de Dios, a Dios volvía.
Jua 13:4  Se levantó de la mesa, y se quitó sus vestidos, y habiendo tomado una toalla, se la ciñó.
Jua 13:5  Echó después agua en una palangana, y se puso a lavar los pies de los discípulos, y a limpiarlos con la toalla que se había ceñido.
Jua 13:6  Vino a Simón Pedro, y Pedro le dijo: ¡Señor!, ¿tú lavarme a mí los pies?
Jua 13:7  le respondió Jesús , y le dijo: Lo que yo hago, tú no lo entiendes ahora, lo entenderás después.
Jua 13:8  Le dijo Pedro: Jamás por jamás no me lavarás tú a mí los pies. Le respondió Jesús : Si yo no te lavare, no tendrás parte conmigo.
Jua 13:9  Le dijo Simón Pedro: Señor, no solamente mis pies, sino las manos también, y la cabeza.
Jua 13:10  Jesús le dice: El que acaba de lavarse, no necesita lavarse más que los pies, estando como está limpio todo lo demás. Y en cuanto a vosotros, limpios estáis, aunque no todos.
Jua 13:11  Que como sabía quién era el que le había de hacer traición, por eso dijo: No todos estáis limpios.
Jua 13:12  Después, en fin, que les hubo lavado los pies y tomó otra vez su vestido, puesto de nuevo a la mesa, les dijo: ¿Comprendéis lo que acabo de hacer con vosotros?
Jua 13:13  Vosotros me llamáis Maestro y Señor, y decís bien, porque lo soy.
Jua 13:14  Pues si yo, que soy el Maestro y el Señor, os he lavado los pies, debéis también vosotros lavaros los pies uno al otro.
Jua 13:15  Porque ejemplo os he dado, para que pensando lo que yo he hecho con vosotros, así lo hagáis vosotros también.
Jua 13:16  En verdad, en verdad os digo, que no es el siervo más que su amo, ni tampoco el enviado o embajador mayor que aquel que le envió.
Jua 13:17  Y añadió: Si comprendéis estas cosas, seréis bienaventurados, cuando las practiquéis.
Jua 13:18  No lo digo por todos vosotros, yo conozco a los que tengo escogidos; mas ha de cumplirse la Escritura: Uno que come el pan conmigo, levantará contra mí su calcañar.
Jua 13:19  Os lo digo desde ahora, antes que suceda; para que cuando sucediere, me reconozcáis por lo que soy, esto es, por el Mesías.
Jua 13:20  En verdad, en verdad os digo, que quien recibe al que yo enviare, a mí me recibe; y quien a mí me recibe, recibe a aquel que me ha enviado.
 
Jua 13:21  Habiendo dicho Jesús estas cosas, se turbó en su corazón, y abiertamente declaró: En verdad, en verdad os digo, que uno de vosotros me hará traición.
Jua 13:22  Al oír esto los discípulos, se miraban unos a otros, dudando de quién hablaría.
Jua 13:23  Estaba uno de ellos, al cual Jesús amaba, recostado a la mesa, con la cabeza casi sobre el seno de Jesús .
Jua 13:24  A este discípulo, pues, Simón Pedro le hizo una seña, diciéndole: ¿Quién es ése de quien habla?
Jua 13:25  El entonces, recostándose más sobre el pecho de Jesús , le dijo: Señor, ¿quién es?
Jua 13:26  Jesús le respondió: Es aquel a quien yo ahora daré pan mojado. Y habiendo mojado un pedazo de pan, se lo dio a Judas, hijo de Simón Iscariote.
Jua 13:27  Y después que tomó éste el bocado, se apoderó de él Satanás plenamente. Y Jesús le dijo: Lo que piensas hacer, hazlo cuanto antes.
Jua 13:28  Pero ninguno de los que estaban a la mesa entendió a qué fin se lo dijo.
Jua 13:29  Porque, como Judas tenía la bolsa, pensaban algunos que Jesús le hubiese dicho: Compra lo que necesitemos para la fiesta; o que diese algo a los pobres.
Jua 13:30  El, luego que tomó el bocado, salió; y era ya de noche.
Jua 13:31  Salido que hubo Judas, dijo Jesús : Ahora es glorificado el Hijo del hombre, y Dios es glorificado en él.
Jua 13:32  Y si Dios queda glorificado en él, Dios igualmente le glorificará a él en sí mismo, y le glorificará muy pronto.
Jua 13:33  Hijitos míos, por un poco de tiempo aún estoy con vosotros. Vosotros me buscaréis; y así como dije a los judíos: A donde yo voy no podéis venir vosotros, eso mismo digo a vosotros ahora.
Jua 13:34  Entretanto un nuevo mandamiento os doy, y es: Que os améis unos a otros; y que del modo que yo os he amado a vosotros, así también os améis recíprocamente.
Jua 13:35  Por aquí conocerán todos que sois mis discípulos, si os tenéis amor unos a otros.
Jua 13:36  Le dijo Simón Pedro: Señor, ¿a dónde te vas? Respondió Jesús : A donde yo voy, tú no puedes seguirme ahora; me seguirás, sí, después.
Jua 13:37  Pedro le dice: ¿Por qué no puedo seguirte ahora: Yo daré por ti mi vida.
Jua 13:38  Le respondió Jesús : ¿Tú darás la vida por mí? En verdad, en verdad te digo: No cantará el gallo sin que me hayas negado tres veces.

 


 

Jua 13:1 

Jesús lava los pies de sus discípulos
  Antes de la fiesta de la pascua, sabiendo Jesús que su hora había llegado para que pasase de este mundo al Padre, como había amado a los suyos que estaban en el mundo, los amó hasta el fin.
Jua 13:2  Y cuando cenaban, como el diablo ya había puesto en el corazón de Judas Iscariote, hijo de Simón, que le entregase,
Jua 13:3  sabiendo Jesús que el Padre le había dado todas las cosas en las manos, y que había salido de Dios, y a Dios iba,
Jua 13:4  se levantó de la cena, y se quitó su manto, y tomando una toalla, se la ciñó.
Jua 13:5  Luego puso agua en un lebrillo, y comenzó a lavar los pies de los discípulos, y a enjugarlos con la toalla con que estaba ceñido.
Jua 13:6  Entonces vino a Simón Pedro; y Pedro le dijo: Señor, ¿tú me lavas los pies?
Jua 13:7  Respondió Jesús y le dijo: Lo que yo hago, tú no lo comprendes ahora; mas lo entenderás después.
Jua 13:8  Pedro le dijo: No me lavarás los pies jamás. Jesús le respondió: Si no te lavare, no tendrás parte conmigo.
Jua 13:9  Le dijo Simón Pedro: Señor, no sólo mis pies, sino también las manos y la cabeza.
Jua 13:10  Jesús le dijo: El que está lavado, no necesita sino lavarse los pies, pues está todo limpio; y vosotros limpios estáis, aunque no todos.
Jua 13:11  Porque sabía quién le iba a entregar; por eso dijo: No estáis limpios todos.
Jua 13:12  Así que, después que les hubo lavado los pies, tomó su manto, volvió a la mesa, y les dijo: ¿Sabéis lo que os he hecho?
Jua 13:13  Vosotros me llamáis Maestro, y Señor; y decís bien, porque lo soy.
Jua 13:14  Pues si yo, el Señor y el Maestro, he lavado vuestros pies, vosotros también debéis lavaros los pies los unos a los otros.
Jua 13:15  Porque ejemplo os he dado, para que como yo os he hecho, vosotros también hagáis.(A)
Jua 13:16  De cierto, de cierto os digo: El siervo no es mayor que su señor,(B) ni el enviado es mayor que el que le envió.
Jua 13:17  Si sabéis estas cosas, bienaventurados seréis si las hiciereis.
Jua 13:18  No hablo de todos vosotros; yo sé a quienes he elegido; mas para que se cumpla la Escritura: El que come pan conmigo, levantó contra mí su calcañar.(C)
Jua 13:19  Desde ahora os lo digo antes que suceda, para que cuando suceda, creáis que yo soy.
Jua 13:20  De cierto, de cierto os digo: El que recibe al que yo enviare, me recibe a mí; y el que me recibe a mí, recibe al que me envió.(D)

Jesús anuncia la traición de Judas
(Mt. 26.20-25; Mr. 14.17-21; Lc. 22.21-23)
 
Jua 13:21  Habiendo dicho Jesús esto, se conmovió en espíritu, y declaró y dijo: De cierto, de cierto os digo, que uno de vosotros me va a entregar.
Jua 13:22  Entonces los discípulos se miraban unos a otros, dudando de quién hablaba.
Jua 13:23  Y uno de sus discípulos, al cual Jesús amaba, estaba recostado al lado de Jesús.
Jua 13:24  A éste, pues, hizo señas Simón Pedro, para que preguntase quién era aquel de quien hablaba.
Jua 13:25  El entonces, recostado cerca del pecho de Jesús, le dijo: Señor, ¿quién es?
Jua 13:26  Respondió Jesús: A quien yo diere el pan mojado, aquél es. Y mojando el pan, lo dio a Judas Iscariote hijo de Simón.
Jua 13:27  Y después del bocado, Satanás entró en él. Entonces Jesús le dijo: Lo que vas a hacer, hazlo más pronto.
Jua 13:28  Pero ninguno de los que estaban a la mesa entendió por qué le dijo esto.
Jua 13:29  Porque algunos pensaban, puesto que Judas tenía la bolsa, que Jesús le decía: Compra lo que necesitamos para la fiesta; o que diese algo a los pobres.
Jua 13:30  Cuando él, pues, hubo tomado el bocado, luego salió; y era ya de noche.

El nuevo mandamiento
 
Jua 13:31  Entonces, cuando hubo salido, dijo Jesús: Ahora es glorificado el Hijo del Hombre, y Dios es glorificado en él.
Jua 13:32  Si Dios es glorificado en él, Dios también le glorificará en sí mismo, y en seguida le glorificará.
Jua 13:33  Hijitos, aún estaré con vosotros un poco. Me buscaréis; pero como dije a los judíos, así os digo ahora a vosotros: A donde yo voy, vosotros no podéis ir.(E)
Jua 13:34  Un mandamiento nuevo os doy: Que os améis unos a otros;(F) como yo os he amado, que también os améis unos a otros.
Jua 13:35  En esto conocerán todos que sois mis discípulos, si tuviereis amor los unos con los otros.

Jesús anuncia la negación de Pedro
(Mt. 26.31-35; Mr. 14.27-31; Lc. 22.31-34)
 
Jua 13:36  Le dijo Simón Pedro: Señor, ¿a dónde vas? Jesús le respondió: A donde yo voy, no me puedes seguir ahora; mas me seguirás después.
Jua 13:37  Le dijo Pedro: Señor, ¿por qué no te puedo seguir ahora? Mi vida pondré por ti.
Jua 13:38  Jesús le respondió: ¿Tu vida pondrás por mí? De cierto, de cierto te digo: No cantará el gallo, sin que me hayas negado tres veces.

 


 

Jua 13:1  Antes del día de la Fiesta de la Pascua, sabiendo Jesús que su hora había venido para que pasase de este mundo al Padre, como había amado a los suyos que estaban en el mundo, los amó hasta el fin.
Jua 13:2  Y la cena acabada, como el diablo ya se había metido en el corazón de Judas, hijo de Simón Iscariote, que le entregase,
Jua 13:3  sabiendo Jesús que el Padre le había dado todas las cosas en las manos, y que había salido de Dios, y a Dios iba,
Jua 13:4  se levantó de la cena, y se quitó su ropa, y tomando una toalla, se ciñó.
Jua 13:5  Luego puso agua en una vasija, y comenzó a lavar los pies de los discípulos, y a limpiarlos con la toalla con que estaba ceñido.
Jua 13:6  Entonces vino a Simón Pedro; y Pedro le dice: ¿Señor, tú me lavas los pies?
Jua 13:7  Respondió Jesús, y le dijo: Lo que yo hago, tú no lo entiendes ahora; mas lo entenderás después.
Jua 13:8  Le dice Pedro: No me lavarás los pies jamás. Le respondió Jesús: Si no te lavare, no tendrás parte conmigo.
Jua 13:9  Le dice Simón Pedro: Señor, no sólo mis pies, mas aun las manos y la cabeza.
Jua 13:10  Le dice Jesús: El que está lavado, no necesita sino que se lave los pies, porque está todo limpio; y vosotros limpios sois, aunque no todos.
Jua 13:11  Porque sabía quién era el que lo entregaba; por eso dijo: No sois limpios todos.
Jua 13:12  Así que, después que les hubo lavado los pies, y tomado su ropa, volviéndose a sentar a la mesa, les dijo: ¿Sabéis lo que os he hecho?
Jua 13:13  Vosotros me llamáis, Maestro y Señor; y decís bien; porque lo soy.
Jua 13:14  Pues si yo, el Señor y el Maestro, he lavado vuestros pies, vosotros también debéis lavar los pies los unos de los otros.
Jua 13:15  Porque ejemplo os he dado, para que como yo os he hecho, vosotros también hagáis.
Jua 13:16  De cierto, de cierto os digo: El siervo no es mayor que su Señor, ni el apóstol es mayor que el que le envió.
Jua 13:17  Si sabéis estas cosas, bienaventurados seréis, si las hiciereis.
Jua 13:18  No hablo de todos vosotros; yo sé los que he elegido; mas para que se cumpla la Escritura: El que come pan conmigo, levantó contra mí su calcañar.
Jua 13:19  Desde ahora os lo digo antes que se haga, para que cuando se hiciere, creáis que YO SOY.
Jua 13:20  De cierto, de cierto os digo: El que recibe al que yo enviare, a mí recibe; y el que a mí me recibe, recibe al que me envió.
Jua 13:21  Habiendo dicho Jesús esto, fue conmovido en el espíritu, y protestó, y dijo: De cierto, de cierto os digo, que uno de vosotros me ha de entregar.
Jua 13:22  Entonces los discípulos mirábanse los unos a los otros, dudando de quién decía.
Jua 13:23  Y uno de sus discípulos, al cual Jesús amaba, estaba sentado en la mesa al lado de Jesús.
Jua 13:24  A éste, pues, hizo señas Simón Pedro, para que preguntase quién era aquel de quien decía.
Jua 13:25  El, entonces, recostándose sobre el pecho de Jesús, le dice: Señor, ¿quién es?
Jua 13:26  Respondió Jesús: Aquel es, a quien yo diere el bocado mojado. Y mojando el bocado, lo dio a Judas Iscariote, hijo de Simón.
Jua 13:27  Y tras el bocado, Satanás entró en él. Entonces Jesús le dice: Lo que harás, hazlo más pronto.
Jua 13:28  Mas ninguno de los que estaban a la mesa entendió a qué propósito le dijo esto.
Jua 13:29  Porque los unos pensaban, porque Judas tenía la bolsa, que Jesús le decía: Compra lo que necesitamos para la fiesta; o que diese algo a los pobres.
Jua 13:30  Cuando él pues hubo tomado el bocado, luego salió; y era ya noche.
Jua 13:31  Entonces cuando él salió, dijo Jesús: Ahora es clarificado el Hijo del hombre, y Dios es clarificado en él.
Jua 13:32  Si Dios es clarificado en él, Dios también le clarificará en sí mismo, y luego le clarificará.
Jua 13:33  Hijitos, aun un poco estoy con vosotros. Me buscaréis; mas, como dije a los judíos: Donde yo voy, vosotros no podéis venir; y ahora os lo digo.
Jua 13:34  Un mandamiento nuevo os doy: Que os ameis unos a otros; como os he amado, que también os améis los unos a los otros.
Jua 13:35  En esto conocerán todos que sois mis discípulos, si tuviereis amor los unos con los otros.
Jua 13:36  Le dice Simón Pedro: Señor, ¿a dónde vas? Le respondió Jesús: Donde yo voy, no me puedes ahora seguir; mas me seguirás después.
Jua 13:37  Le dice Pedro: Señor, ¿por qué no te puedo seguir ahora? Mi alma pondré por ti.
Jua 13:38  Le respondió Jesús: ¿Tu alma pondrás por mí? De cierto, de cierto te digo: No cantará el gallo, sin que me hayas negado tres veces.

 


 

Jua 13:1  Now before the feast of the passover, when Jesus knew that his hour was come that he should depart out of this world unto the Father, having loved his own which were in the world, he loved them unto the end.
Jua 13:2  And supper being ended, the devil having now put into the heart of Judas Iscariot, Simon's son, to betray him;
Jua 13:3  Jesus knowing that the Father had given all things into his hands, and that he was come from God, and went to God;
Jua 13:4  He riseth from supper, and laid aside his garments; and took a towel, and girded himself.
Jua 13:5  After that he poureth water into a bason, and began to wash the disciples' feet, and to wipe them with the towel wherewith he was girded.
Jua 13:6  Then cometh he to Simon Peter: and Peter saith unto him, Lord, dost thou wash my feet?
Jua 13:7  Jesus answered and said unto him, What I do thou knowest not now; but thou shalt know hereafter.
Jua 13:8  Peter saith unto him, Thou shalt never wash my feet. Jesus answered him, If I wash thee not, thou hast no part with me.
Jua 13:9  Simon Peter saith unto him, Lord, not my feet only, but also my hands and my head.
Jua 13:10  Jesus saith to him, He that is washed needeth not save to wash his feet, but is clean every whit: and ye are clean, but not all.
Jua 13:11  For he knew who should betray him; therefore said he, Ye are not all clean.
Jua 13:12  So after he had washed their feet, and had taken his garments, and was set down again, he said unto them, Know ye what I have done to you?
Jua 13:13  Ye call me Master and Lord: and ye say well; for so I am.
Jua 13:14  If I then, your Lord and Master, have washed your feet; ye also ought to wash one another's feet.
Jua 13:15  For I have given you an example, that ye should do as I have done to you.
Jua 13:16  Verily, verily, I say unto you, The servant is not greater than his lord; neither he that is sent greater than he that sent him.
Jua 13:17  If ye know these things, happy are ye if ye do them.
Jua 13:18  I speak not of you all: I know whom I have chosen: but that the scripture may be fulfilled, He that eateth bread with me hath lifted up his heel against me.
Jua 13:19  Now I tell you before it come, that, when it is come to pass, ye may believe that I am he.
Jua 13:20  Verily, verily, I say unto you, He that receiveth whomsoever I send receiveth me; and he that receiveth me receiveth him that sent me.
Jua 13:21  When Jesus had thus said, he was troubled in spirit, and testified, and said, Verily, verily, I say unto you, that one of you shall betray me.
Jua 13:22  Then the disciples looked one on another, doubting of whom he spake.
Jua 13:23  Now there was leaning on Jesus' bosom one of his disciples, whom Jesus loved.
Jua 13:24  Simon Peter therefore beckoned to him, that he should ask who it should be of whom he spake.
Jua 13:25  He then lying on Jesus' breast saith unto him, Lord, who is it?
Jua 13:26  Jesus answered, He it is, to whom I shall give a sop, when I have dipped it. And when he had dipped the sop, he gave it to Judas Iscariot, the son of Simon.
Jua 13:27  And after the sop Satan entered into him. Then said Jesus unto him, That thou doest, do quickly.
Jua 13:28  Now no man at the table knew for what intent he spake this unto him.
Jua 13:29  For some of them thought, because Judas had the bag, that Jesus had said unto him, Buy those things that we have need of against the feast; or, that he should give something to the poor.
Jua 13:30  He then having received the sop went immediately out: and it was night.
Jua 13:31  Therefore, when he was gone out, Jesus said, Now is the Son of man glorified, and God is glorified in him.
Jua 13:32  If God be glorified in him, God shall also glorify him in himself, and shall straightway glorify him.
Jua 13:33  Little children, yet a little while I am with you. Ye shall seek me: and as I said unto the Jews, Whither I go, ye cannot come; so now I say to you.
Jua 13:34  A new commandment I give unto you, That ye love one another; as I have loved you, that ye also love one another.
Jua 13:35  By this shall all men know that ye are my disciples, if ye have love one to another.
Jua 13:36  Simon Peter said unto him, Lord, whither goest thou? Jesus answered him, Whither I go, thou canst not follow me now; but thou shalt follow me afterwards.
Jua 13:37  Peter said unto him, Lord, why cannot I follow thee now? I will lay down my life for thy sake.
Jua 13:38  Jesus answered him, Wilt thou lay down thy life for my sake? Verily, verily, I say unto thee, The cock shall not crow, till thou hast denied me thrice.

 


 

Jua 13:1  Antes de la fiesta de la Pascua, sabiendo Jesús que había llegado su hora de pasar de este mundo al Padre, habiendo amado a los suyos que estaban en el mundo, los amó hasta el extremo.
Jua 13:2  Durante la cena, cuando ya el diablo había puesto en el corazón a Judas Iscariote, hijo de Simón, el propósito de entregarle,
Jua 13:3  sabiendo que el Padre le había puesto todo en sus manos y que había salido de Dios y a Dios volvía,
Jua 13:4  se levanta de la mesa, se quita sus vestidos y, tomando una toalla, se la ciñó.
Jua 13:5  Luego echa agua en un lebrillo y se puso a lavar los pies de los discípulos y a secárselos con la toalla con que estaba ceñido.
Jua 13:6  Llega a Simón Pedro; éste le dice: «Señor, ¿tú lavarme a mí los pies?»
Jua 13:7  Jesús le respondió: «Lo que yo hago, tú no lo entiendes ahora: lo comprenderás más tarde.»
Jua 13:8  Le dice Pedro: «No me lavarás los pies jamás.» Jesús le respondió: «Si no te lavo, no tienes parte conmigo.»
Jua 13:9  Le dice Simón Pedro: «Señor, no sólo los pies, sino hasta las manos y la cabeza.»
Jua 13:10  Jesús le dice: «El que se ha bañado, no necesita lavarse; está del todo limpio. Y vosotros estáis limpios, aunque no todos.»
Jua 13:11  Sabía quién le iba a entregar, y por eso dijo: «No estáis limpios todos.»
Jua 13:12  Después que les lavó los pies, tomó sus vestidos, volvió a la mesa, y les dijo: «¿Comprendéis lo que he hecho con vosotros?
Jua 13:13  Vosotros me llamáis “el Maestro” y “el Señor”, y decís bien, porque lo soy.
Jua 13:14  Pues si yo, el Señor y el Maestro, os he lavado los pies, vosotros también debéis lavaros los pies unos a otros.
Jua 13:15  Porque os he dado ejemplo, para que también vosotros hagáis como yo he hecho con vosotros.
Jua 13:16  «En verdad, en verdad os digo: no es más el siervo que su amo, ni el enviado más que el que le envía.
Jua 13:17  «Sabiendo esto, dichosos seréis si lo cumplís.
Jua 13:18  No me refiero a todos vosotros; yo conozco a los que he elegido; pero tiene que cumplirse la Escritura: = El que come mi pan ha alzado contra mí su talón. =
Jua 13:19  «Os lo digo desde ahora, antes de que suceda, para que, cuando suceda, creáis que Yo Soy.
Jua 13:20  En verdad, en verdad os digo: quien acoja al que yo envíe me acoge a mí, y quien me acoja a mí, acoge a Aquel que me ha enviado.»
Jua 13:21  Cuando dijo estas palabras, Jesús se turbó en su interior y declaró: «En verdad, en verdad os digo que uno de vosotros me entregará.»
Jua 13:22  Los discípulos se miraban unos a otros, sin saber de quién hablaba.
Jua 13:23  Uno de sus discípulos, el que Jesús amaba, estaba a la mesa al lado de Jesús.
Jua 13:24  Simón Pedro le hace una seña y le dice: «Pregúntale de quién está hablando.»
Jua 13:25  El, recostándose sobre el pecho de Jesús, le dice: «Señor, ¿quién es?»
Jua 13:26  Le responde Jesús: «Es aquel a quien dé el bocado que voy a mojar.» Y, mojando el bocado, le toma y se lo da a Judas, hijo de Simón Iscariote.
Jua 13:27  Y entonces, tras el bocado, entró en él Satanás. Jesús le dice: «Lo que vas a hacer, hazlo pronto.»
Jua 13:28  Pero ninguno de los comensales entendió por qué se lo decía.
Jua 13:29  Como Judas tenía la bolsa, algunos pensaban que Jesús quería decirle: «Compra lo que nos hace falta para la fiesta», o que diera algo a los pobres.
Jua 13:30  En cuanto tomó Judas el bocado, salió. Era de noche.
Jua 13:31  Cuando salió, dice Jesús: «Ahora ha sido glorificado el Hijo del hombre y Dios ha sido glorificado en él.
Jua 13:32  Si Dios ha sido glorificado en él, Dios también le glorificará en sí mismo y le glorificará pronto.»
Jua 13:33  «Hijos míos, ya poco tiempo voy a estar con vosotros. Vosotros me buscaréis, y, lo mismo que les dije a los judíos, que adonde yo voy, vosotros no podéis venir, os digo también ahora a vosotros.
Jua 13:34  Os doy un mandamiento nuevo: que os améis los unos a los otros. Que, como yo os he amado, así os améis también vosotros los unos a los otros.
Jua 13:35  En esto conocerán todos que sois discípulos míos: si os tenéis amor los unos a los otros.»
Jua 13:36  Simón Pedro le dice: «Señor, ¿a dónde vas?» Jesús le respondió: «Adonde yo voy no puedes seguirme ahora; me seguirás más tarde.»
Jua 13:37  Pedro le dice: «¿Por qué no puedo seguirte ahora? Yo daré mi vida por ti.»
Jua 13:38  Le responde Jesús: «¿Que darás tu vida por mí? En verdad, en verdad te digo: no cantará el gallo antes que tú me hayas negado tres veces.»

 


 

Jua 13:1  Era antes de la fiesta de la Pascua, y Jesús sabía que había llegado la hora de que él dejara este mundo para ir a reunirse con el Padre. Él siempre había amado a los suyos que estaban en el mundo, y así los amó hasta el fin.
Jua 13:2  El diablo y a había metido en el corazón de Judas, hijo de Simón Iscariote, la idea de traicionar a Jesús. Jesús sabía que había venido de Dios, que iba a volver a Dios y que el Padre le había dado toda autoridad; así que, mientras estaban cenando, [1] se levantó de la mesa, se quitó la capa y se ató una toalla a la cintura.
Jua 13:3  (TEXT OMITTED)
Jua 13:4  (TEXT OMITTED)
Jua 13:5  Luego echó agua en una palangana y se puso a lavar los pies de los discípulos y a secárselos con la toalla que llevaba a la cintura.
Jua 13:6  Cuando iba a lavarle los pies a Simón Pedro, este le dijo:
 –Señor, ¿tú me vas a lavar los pies a mí?
Jua 13:7  Jesús le contestó:
 –Ahora no entiendes lo que estoy haciendo, pero después lo entenderás.
Jua 13:8  Pedro le dijo:
 –¡Jamás permitiré que me laves los pies!
 Respondió Jesús:
 –Si no te los lavo, no podrás ser de los míos.
Jua 13:9  Simón Pedro le dijo:
 –¡Entonces, Señor, no me laves solamente los pies, sino también las manos y la cabeza!
Jua 13:10  Pero Jesús le contestó:
 –El que está recién bañado no necesita lavarse más que los pies, porque está todo limpio. Y ustedes están limpios, [2] aunque no todos.
Jua 13:11  Dijo: "No están limpios todos", porque sabía quién lo iba a traicionar.
Jua 13:12  Después de lavarles los pies, Jesús volvió a ponerse la capa, se sentó otra vez a la mesa y les dijo:
 –¿Entienden ustedes lo que les he hecho?
Jua 13:13  Ustedes me llaman Maestro y Señor, y tienen razón, porque lo soy.
Jua 13:14  Pues si yo, el Maestro y Señor, les he lavado a ustedes los pies, también ustedes deben lavarse los pies unos a otros.
Jua 13:15  yo les he dado un ejemplo, para que ustedes hagan lo mismo que yo les he hecho. [3]
Jua 13:16  Les aseguro que ningún servidor es más que su señor, [4] y que ningún enviado es más que el que lo envía.
Jua 13:17  Si entienden estas cosas y las ponen en práctica, serán dichosos.
Jua 13:18  "No estoy hablando de todos ustedes; yo sé quiénes son los que he escogido. Pero tiene que cumplirse lo que dice la Escritura: 'El que come conmigo, se ha vuelto contra mí. '[5]
Jua 13:19  Les digo esto de antemano para que, cuando suceda, ustedes crean que yo Soy. [6]
Jua 13:20  Les aseguro que el que recibe al que yo envío, me recibe a mí; y el que me recibe a mí, recibe al que me ha enviado."[7]
Jua 13:21  Después de decir esto, Jesús se sintió profundamente conmovido, y añadió con toda claridad:
 –Les aseguro que uno de ustedes me va a traicionar.
Jua 13:22  Los discípulos comenzaron entonces a mirarse unos a otros, sin saber de quién estaba hablando.
Jua 13:23  Uno de ellos, a quién Jesús quería mucho, [8] estaba junto a él, mientras cenaban,
Jua 13:24  y Simón Pedro le dijo por señas que le preguntara de quién estaba hablando.
Jua 13:25  Él, acercándose más a Jesús, le preguntó:
 –Señor, ¿quién es?
Jua 13:26  Jesús le contestó:
 –Voy a mojar un pedazo de pan, y a quien se lo dé, ese es.
 En seguida mojó un pedazo de pan y se lo dio a Judas, hijo de Simón Iscariote.
Jua 13:27  y tan pronto como Judas recibió el pan, Satanás entró en su corazón. Jesús le dijo:
 –Lo que vas a hacer, hazlo pronto.
Jua 13:28  Pero ninguno de los que estaban cenando a la mesa entendió por qué le decía eso.
Jua 13:29  Como Judas era el encargado de la bolsa del dinero, algunos pensaron que Jesús le quería decir que comprara algo para la fiesta, o que diera algo a los pobres.
Jua 13:30  Una vez que Judas hubo recibido el pan, salió. Y a era de noche.
Jua 13:31  Después que Judas hubo salido, Jesús dijo:
 –Ahora se muestra la gloria del Hijo del hombre, y la gloria de Dios se muestra en él.
Jua 13:32  y si el Hijo del hombre muestra la gloria de Dios, también Dios mostrará la gloria de él; y lo hará pronto.
Jua 13:33  Hijitos míos, y a no estaré con ustedes mucho tiempo. Ustedes me buscarán, pero lo mismo que les dije a los judíos les digo ahora a ustedes: No podrán ir a donde yo voy.
Jua 13:34  Les doy este mandamiento nuevo: Que se amen los unos a los otros. Así como yo los amo a ustedes, así deben amarse ustedes los unos a los otros. [9]
Jua 13:35  Si se aman los unos a los otros, todo el mundo se dará cuenta de que son discípulos míos. [10]
Jua 13:36  Simón Pedro le preguntó a Jesús:
 –Señor, ¿a dónde vas?
 –A donde yo voy –le contestó Jesús–, no puedes seguirme ahora; pero me seguirás después. [11]
Jua 13:37  Pedro le dijo:
 –Señor, ¿por qué no puedo seguirte ahora? ¡Estoy dispuesto a dar mi vida por ti!
Jua 13:38  Jesús le respondió:
 –¿De veras estás dispuesto a dar tu vida por mí? Pues te aseguro que antes que cante el gallo, me negarás tres veces. [12]

 


 

Jua 13:1  Ahora bien, puesto que antes de la fiesta de la pascua sabía que había llegado su hora para irse de este mundo al Padre, Jesús, habiendo amado a los suyos que estaban en el mundo, los amó hasta el fin.
Jua 13:2  Así que, mientras estaba en progreso la cena, como el Diablo ya había metido en el corazón de Judas Iscariote, hijo de Simón, que lo traicionara,
Jua 13:3  [Jesús,] sabiendo que el Padre había dado en [sus] manos todas las cosas, y que de Dios había venido y a Dios iba,
Jua 13:4  se levantó de la cena y puso a un lado sus prendas de vestir exteriores. Y, tomando una toalla, se ciñó.
Jua 13:5  Después de aquello echó agua en una palangana y comenzó a lavar los pies de los discípulos y a secarlos con la toalla con que estaba ceñido.
Jua 13:6  Y vino, pues, a Simón Pedro. Él le dijo: “Señor, ¿tú me lavas los pies?”.
Jua 13:7  En respuesta, Jesús le dijo: “Lo que yo hago, tú no lo entiendes ahora, pero lo entenderás después de estas cosas”.
Jua 13:8  Pedro le dijo: “Tú ciertamente no me lavarás los pies nunca”. Jesús le contestó: “A menos que te lave, no tienes parte conmigo”.
Jua 13:9  Le dijo Simón Pedro: “Señor, no los pies solamente, sino también las manos y la cabeza”.
Jua 13:10  Jesús le dijo: “El que se ha bañado no necesita lavarse más que los pies, sino que está todo limpio. Y ustedes están limpios, pero no todos”.
Jua 13:11  Conocía, en efecto, al hombre que lo traicionaba. Por esto dijo: “No todos ustedes están limpios”.
Jua 13:12  Ahora bien, cuando les hubo lavado los pies y se hubo puesto sus prendas de vestir exteriores y recostado de nuevo a la mesa, les dijo: “¿Saben lo que les he hecho?
Jua 13:13  Ustedes me llaman: ‘Maestro’, y, ‘Señor’, y hablan correctamente, porque lo soy.
Jua 13:14  Por eso, si yo, aunque soy Señor y Maestro, les he lavado los pies a ustedes, ustedes también deben lavarse los pies unos a otros.
Jua 13:15  Porque yo les he puesto el modelo, que, así como yo hice con ustedes, ustedes también deben hacerlo.
Jua 13:16  Muy verdaderamente les digo: El esclavo no es mayor que su amo, ni es el enviado mayor que el que lo envió.
Jua 13:17  Si saben estas cosas, felices son si las hacen.
Jua 13:18  No hablo de todos ustedes; yo conozco a los que he escogido. Mas es para que se cumpla la Escritura: ‘El que comía de mi pan ha alzado contra mí su talón’.
Jua 13:19  Desde este momento en adelante se lo digo a ustedes antes que suceda, para que cuando suceda ustedes crean que soy yo.
Jua 13:20  Muy verdaderamente les digo: El que recibe a cualquiera a quien yo envío me recibe a mí [también]. A su vez, el que me recibe a mí recibe [también] al que me envió”.
Jua 13:21  Después de decir estas cosas, Jesús se perturbó en espíritu, y dio testimonio y dijo: “Muy verdaderamente les digo: Uno de ustedes me traicionará”.
Jua 13:22  Los discípulos empezaron a mirarse unos a otros, perplejos por no saber de quién [lo] decía.
Jua 13:23  Ante el seno de Jesús estaba reclinado uno de sus discípulos, y Jesús lo amaba.
Jua 13:24  Por lo tanto, Simón Pedro le hizo seña con la cabeza a este y le dijo: “Di quién es de quien [lo] dice”.
Jua 13:25  De modo que este se recostó sobre el pecho de Jesús y le dijo: “Señor, ¿quién es?”.
Jua 13:26  Por tanto Jesús contestó: “Es aquel a quien daré el bocado que mojo”. Y así que, habiendo mojado el bocado, lo tomó y se lo dio a Judas, hijo de Simón Iscariote.
Jua 13:27  Y después del bocado, entonces Satanás entró en este. Jesús, por lo tanto, le dijo: “Lo que haces, hazlo más pronto”.
Jua 13:28  Sin embargo, ninguno de los que estaban reclinados a la mesa sabía con qué propósito le había dicho esto.
Jua 13:29  Algunos, de hecho, se imaginaban que, como Judas tenía la caja del dinero, Jesús le decía: “Compra las cosas que necesitamos para la fiesta”, o que diera algo a los pobres.
Jua 13:30  De manera que, después de recibir el bocado, salió inmediatamente. Y era de noche.
Jua 13:31  Entonces, cuando aquel hubo salido, Jesús dijo: “Ahora es glorificado el Hijo del hombre, y Dios es glorificado respecto a él.
Jua 13:32  Y Dios mismo lo glorificará, y él lo glorificará inmediatamente.
Jua 13:33  Hijitos, estoy con ustedes un poco de tiempo más. Me buscarán ustedes; y así como dije a los judíos: ‘A donde yo voy ustedes no pueden venir’, también se lo digo a ustedes ahora.
Jua 13:34  Les doy un nuevo mandamiento: que se amen unos a otros; así como yo los he amado, que ustedes también se amen los unos a los otros.
Jua 13:35  En esto todos conocerán que ustedes son mis discípulos, si tienen amor entre sí”.
Jua 13:36  Simón Pedro le dijo: “Señor, ¿adónde vas?”. Jesús contestó: “A donde yo voy no puedes seguirme ahora, pero seguirás después”.
Jua 13:37  Pedro le dijo: “Señor, ¿por qué no puedo seguirte ahora? Entregaré mi alma a favor de ti”.
Jua 13:38  Jesús contestó: “¿Entregarás tu alma a favor de mí? Muy verdaderamente te digo: No cantará el gallo de ninguna manera hasta que me hayas repudiado tres veces”.

 


 

Jua 13:1  Faltaba muy poco para que empezara la fiesta de la Pascua, y Jesús sabía que se acercaba el momento en que dejaría este mundo para ir a reunirse con Dios, su Padre. Él siempre había amado a sus seguidores que estaban en el mundo, y los amó de la misma manera hasta el fin.
Jua 13:2  Aun antes de empezar la cena, el diablo ya había hecho que Judas hijo de Simón, el Iscariote, se decidiera a traicionar a Jesús.
Jua 13:3  Dios había enviado a Jesús, y Jesús lo sabía; y también sabía que regresaría para estar con Dios, pues Dios era su Padre y le había dado todo el poder.
Jua 13:4  Por eso, mientras estaban cenando, Jesús se levantó de la mesa, se quitó su manto y se ató una toalla a la cintura.
Jua 13:5  Luego echó agua en una palangana, y comenzó a enjuagar los pies de sus discípulos y a secárselos con la toalla.
Jua 13:6  Cuando le tocó el turno a Pedro, este le dijo a Jesús: —Señor, no creo que tú debas lavarme los pies.
Jua 13:7  Jesús le respondió: —Ahora no entiendes lo que estoy haciendo, pero después lo entenderás.
Jua 13:8  Pedro le dijo: —¡Nunca dejaré que me laves los pies! Jesús le contestó: —Si no te lavo los pies, ya no podrás ser mi seguidor.
Jua 13:9  Simón Pedro dijo: —¡Señor, entonces no me laves solamente los pies, sino lávame también las manos y la cabeza!
Jua 13:10  Jesús le dijo: —El que está recién bañado está totalmente limpio, y no necesita lavarse más que los pies. Y ustedes están limpios, aunque no todos.
Jua 13:11  Jesús ya sabía quién iba a traicionarlo; por eso dijo que no todos estaban limpios.
Jua 13:12  Después de lavarles los pies, Jesús se puso otra vez el manto y volvió a sentarse a la mesa. Les preguntó: «¿Entienden ustedes lo que acabo de hacer?
Jua 13:13  Ustedes me llaman Maestro y Señor, y tienen razón, porque soy Maestro y Señor.
Jua 13:14  Pues si yo, su Señor y Maestro, les he lavado los pies, también ustedes deben lavarse los pies unos a otros.
Jua 13:15  Yo les he dado el ejemplo, para que ustedes hagan lo mismo.
Jua 13:16  Ustedes saben que ningún esclavo es más importante que su amo, y que ningún mensajero es más importante que quien lo envía.
Jua 13:17  Si entienden estas cosas, háganlas, y así Dios los bendecirá.
Jua 13:18  »No estoy hablando de todos ustedes. Yo sé a quiénes elegí. Pero tiene que cumplirse esto que la Biblia anunció: “Aquel con quien compartía mi pan, se ha puesto en contra mía.”
Jua 13:19  »Les digo esto desde ahora para que, cuando suceda, ustedes crean que Yo Soy.
Jua 13:20  Si alguien recibe al que yo envío, me recibe a mí. Y el que me recibe a mí, recibe también al que me envió.»
Jua 13:21  Después de que dijo esto, Jesús se sintió muy preocupado, y añadió: «Yo sé que uno de ustedes me va a traicionar.»
Jua 13:22  Los discípulos comenzaron a mirarse unos a otros, sin saber de quién estaba hablando.
Jua 13:23  Mientras cenaban, el discípulo favorito de Jesús estaba sentado junto a él.
Jua 13:24  Simón Pedro le hizo señas para que le preguntara a Jesús de quién estaba hablando.
Jua 13:25  Ese discípulo se acercó más a Jesús, y le preguntó: —Señor, ¿quién te va a traicionar?
Jua 13:26  Jesús le respondió: —Es el que va a recibir el pedazo de pan que voy a mojar en la salsa. Jesús mojó el pan y se lo entregó a Judas hijo de Simón, el Iscariote.
Jua 13:27  En ese mismo instante, Satanás se metió en el corazón de Judas. Jesús le dijo: «Judas, apúrate a hacer lo que has planeado.»
Jua 13:28  Pero ninguno de los que estaban allí entendió lo que Jesús había dicho.
Jua 13:29  Como Judas era el encargado de guardar el dinero del grupo, algunos pensaron que Jesús le había pedido que comprara lo necesario para la fiesta de la Pascua, o que repartiera dinero a los pobres.
Jua 13:30  Después de recibir el pan, Judas salió inmediatamente. Para entonces, ya estaba oscuro.
Jua 13:31  Después de que Judas salió, Jesús les dijo a los otros discípulos: —Ahora la gente podrá ver lo grande y poderoso que soy yo, el Hijo del hombre. Gracias a mí también podrán ver lo poderoso y grande que es Dios.
Jua 13:32  Si yo hago que la gente vea lo grande y poderoso que es Dios, entonces Dios hará que la gente también vea lo poderoso y grande que soy yo. Y Dios hará esto pronto.
Jua 13:33  »Mis amados amigos, dentro de poco ya no estaré más con ustedes. Me buscarán, pero no me encontrarán. Les digo a ustedes lo mismo que les dije a los jefes judíos: No pueden ir a donde yo voy.
Jua 13:34  »Les doy un mandamiento nuevo: Ámense unos a otros. »Ustedes deben amarse de la misma manera que yo los amo.
Jua 13:35  Si se aman de verdad, entonces todos sabrán que ustedes son mis seguidores.
Jua 13:36  Simón Pedro le preguntó a Jesús: —Señor, ¿a dónde vas a ir? Jesús le respondió: —Ahora no puedes venir conmigo. Pero después sí vendrás.
Jua 13:37  Pero Pedro insistió: —¿Por qué no puedo acompañarte ahora, Señor? ¡Estoy dispuesto a morir por ti!
Jua 13:38  Jesús le contestó: —¿En verdad estás dispuesto a morir por mí? Te aseguro que, antes de que el gallo cante, tres veces dirás que no me conoces.

 


 

Jua 13:1  Era antes de la Festividad de Pésaj, y Yahshúa sabía que era el momento de pasar de esta vida al Padre. Habiendo amado a su propio pueblo en este mundo, El los amó fasta el fin.
Jua 13:2  Estaban en el Seder, y el maligno ya había puesto el deseo de traicionarlo en el corazón de Yahudáh Ben-Shimeon de Keriot.
Jua 13:3  Yahshúa estaba consciente que el Padre había puesto todo bajo su poder, y que El había venido de YAHWEH y estaba regresando a YAHWEH.
Jua 13:4  De modo que se levantó de la mesa, se quitó sus vestiduras exteriores, y se puso una toalla alrededor de la cintura.
Jua 13:5  Luego vertió un poco de agua en una palangana y comenzó a lavar los pies de sus talmidim , y a secarlos con la toalla que se había puesto alrededor de la cintura.
Jua 13:6  Llegó el turno de Shimeon Kefa, quién le dijo: "¡Adón! ¿Estás lavando mis pies?"
Jua 13:7  Yahshúa le respondió: "Tú todavía no entiendes lo que estoy haciendo, pero en su momento, lo entenderás."
Jua 13:8  "¡No!" Dijo Kefa, "¡Tú nunca lavarás mis pies!" Yahshúa respondió: "Si Yo no te lavo, no tendrás parte en mí."
Jua 13:9  "Adón," Shimeon Kefa dijo: "¡No sólo mis pies, sino mis manos y mi cabeza también!"[119]
Jua 13:10  Yahshúa le dijo: "Un hombre que se ha bañado no necesita lavarse, excepto sus pies, pues su cuerpo ya está limpio; y ustedes están limpios, aunque no todos."
Jua 13:11  (El sabía quién le iba a traicionar, por esto dijo: "No todos están limpios.")
Jua 13:12  Después que El había lavado los pies de ellos, se volvió a poner sus vestiduras, regresó a la mesa, y les dijo: "¿Entienden ustedes lo que les he hecho?
Jua 13:13  Ustedes me llaman 'Rabí' y 'Adón,' y están en lo correcto, porque Yo soy.[120]
Jua 13:14  Ahora si Yo, el Adón y el Rabí, he lavado sus pies, también ustedes deben lavarse los pies unos a los otros.
Jua 13:15  Porque Yo les he dado el ejemplo, para que hagan como Yo les he hecho a ustedes.
Jua 13:16  ¡Sí, en verdad! Yo les digo que el esclavo no es mayor que su amo; tampoco un emisario es mayor que el que le envió.
Jua 13:17  Si ustedes saben estas cosas, serán bendecidos si las hacen. [121]
Jua 13:18  "Yo no estoy hablando a todos ustedes; Yo sé a quienes he escogido. Pero las Palabras del Tanaj tienen que ser cumplidas, las que dicen: 'El que está comiendo mi pan se ha vuelto en contra mía.'[Sal 41:10]
Jua 13:19  Les estoy diciendo ahora, antes de que suceda; para que cuando suceda, puedan creer que YO SOY quién Yo digo que soy.
Jua 13:20  ¡Sí, en verdad! Yo les digo que cualquiera que reciba a alguien que Yo envíe, me recibe a mí; y el que me recibe a mí, recibe al Unico que me envió."
Jua 13:21  Después de decir esto Yahshúa, en profunda angustia de Ruaj, declaró: "¡Sí, en verdad! Yo les digo que uno de ustedes me traicionará."
Jua 13:22  Los talmidim se quedaron perplejos fijando la mirada unos a otros, totalmente mistificados. ¿Quién podría El pensar que fue ra?
Jua 13:23  Uno de sus talmidim , el que Yahshúa particularmente amaba, estaba reclinado cerca junto a El.
Jua 13:24  Así que, Shimeon Kefa le hizo señas, y le dijo: "Pregúntale de cuál está hablando."
Jua 13:25  El, recostado al pecho de Yahshúa, le preguntó: "¿Adón, quién es?"
Jua 13:26  Yahshúa respondió: "Es al que Yo le dé este pedazo de matzah, después que lo moje en el plato." Así que mojó el pedazo de matzah, y se lo dio a Yahudáh Ben-Shimeon de Keriot.
Jua 13:27  Tan pronto como Yahudáh cogió el pedazo de matzah, ha satán entró en él. "¡Lo que estás haciendo, hazlo rápido!" Yahshúa le dijo.
Jua 13:28  Pero nadie en la mesa entendió por qué le había dicho esto.
Jua 13:29  Algunos pensaron que como Yahudáh estaba a cargo de la bolsa común, Yahshúa le estaba diciendo: "Compra lo que necesitamos para la Festividad" o que le decía que diera algo a los pobres.
Jua 13:30  Tan pronto como tomó el pedazo de matzah, Yahudáh salió; y ya era de noche.
Jua 13:31  Después que Yahudáh ya había salido, Yahshúa dijo: "Ahora el Ben Ha Adam ha sido glorificado, y YAHWEH ha sido glorificado en El.
Jua 13:32  Si el Hijo ha glorificado a YAHWEH, YAHWEH mismo glorificará al Hijo, y lo hará sin demora.
Jua 13:33  Niños pequeños, Yo estaré con ustedes aún por un poco más. Ustedes me buscarán, y como dije a los Yahudim, ahora se los digo a ustedes también: 'Donde Yo voy, ustedes no pueden venir'.
Jua 13:34  "Yo les estoy dando un mandamiento nuevo: permanezcan amándose el uno al otro. De la misma manera que Yo los he amado, ustedes también tienen que amarse el uno al otro.
Jua 13:35  Todos sabrán que son mis talmidim, por el hecho de que tienen amor el uno por el otro."
Jua 13:36  Shimeon Kefa le dijo: "¿Adón, a dónde irás?" Yahshúa respondió: "Adonde Yo voy no me puedes seguir ahora, pero me seguirás después."
Jua 13:37  "Adón," Kefa le dijo: ¿Por qué no te puedo seguir ahora? ¡Yo pondré mi vida por ti!"
Jua 13:38  Yahshúa respondió: "¿Tu pondrás tu vida por mí? ¡Sí, en verdad! Yo te digo que antes de que el gallo cante, tú me habrás negado tres veces.

 


 

Jua 13:1  "Era el día antes de la fiesta de la Pascua. Jesús sabía que ya era tiempo de dejar este mundo y regresar al Padre. Mientras estuvo en el mundo, siempre amó a sus seguidores y los amó hasta el fin."
Jua 13:2  "Estaban comiendo. El diablo ya había puesto en la mente de Judas Iscariote, hijo de Simón, que traicionara a Jesús."
Jua 13:3  "Jesús sabía que el Padre le había dado poder sobre todo, y sabía que había venido de Dios e iba a regresar a él."
Jua 13:4  "Mientras estaban comiendo, Jesús se levantó, se quitó la capa y se ató una toalla."
Jua 13:5  "Luego echó agua en una jarra, empezó a lavarles los pies a sus seguidores y secaba sus pies con la toalla que llevaba en la cintura."
Jua 13:6  "Cuando estaba por lavar los pies de Simón Pedro, este dijo: -Señor, ¿tú vas a lavar mis pies?"
Jua 13:7  "Jesús le contestó: -Ahora no entiendes lo que estoy haciendo, pero después lo entenderás."
Jua 13:8  "Pedro le dijo: -¡Tú nunca vas a lavarme los pies! Jesús le respondió: -Si no te lavo los pies, no podrás ser de los míos."
Jua 13:9  "Pedro le dijo: -Señor, ¡entonces no me laves sólo los pies, sino también las manos y la cabeza! Jesús le dijo:"
Jua 13:10  "-El que ya se bañó no necesita lavarse más que los pies, porque todo su cuerpo ya está limpio. Ustedes están limpios, pero no todos."
Jua 13:11  "Él sabía quién lo iba a traicionar, por eso dijo: ""pero no todos""."
Jua 13:12  "Cuando terminó de lavarles los pies, se vistió, volvió a la mesa y les dijo: -¿Entienden lo que les hice? "
Jua 13:13  "Ustedes me llaman: 'Maestro' y 'Señor' y tienen razón, porque lo soy."
Jua 13:14  "Yo, el Señor y el Maestro, les he lavado los pies. Así que ustedes deben lavarse los pies unos a otros. Les he dado ejemplo"
Jua 13:15  para que traten a los demás como yo los he tratado a ustedes.
Jua 13:16  Les digo la verdad: un siervo no es más importante que su patrón ni un mensajero más importante que el que lo envió.
Jua 13:17  "Si saben esto y lo ponen en práctica, serán afortunados."
Jua 13:18  """No estoy hablando de todos ustedes. Yo sé quiénes son los que he escogido. Pero debe cumplirse lo que dicen las Escrituras: 'Mi compañero se ha vuelto en mi contra'."
Jua 13:19  "Les digo esto ahora, antes de que suceda, para que cuando suceda, crean que Yo Soy."
Jua 13:20  "Les digo la verdad: el que reciba a alguien que yo envío, me recibe a mí. El que me recibe a mí, recibe al Padre que me envió""."
Jua 13:21  "Después de haber dicho esto, Jesús se entristeció profundamente y declaró: -Les digo la verdad: uno de ustedes me traicionará."
Jua 13:22  "Sus seguidores empezaron a mirarse unos a otros, sin tener idea de quién estaba hablando."
Jua 13:23  Al lado de Jesús estaba el seguidor a quien Jesús amaba.
Jua 13:24  Entonces Simón Pedro le hizo señas para que le preguntara a Jesús de quién estaba hablando.
Jua 13:25  "Este seguidor se acercó aun más a Jesús para preguntarle: -Señor, ¿quién es?"
Jua 13:26  "Jesús le respondió: -Voy a mojar pan en el plato. Después lo daré al que me va a traicionar. Lo tomó y se lo entregó a Judas Iscariote, el hijo de Simón."
Jua 13:27  "En cuanto Judas recibió el pan, Satanás entró en él. Jesús le dijo: -Haz rápido lo que vas a hacer."
Jua 13:28  Pero ninguno de los que estaban comiendo con él supo por qué le había dicho esto.
Jua 13:29  "Como Judas era el encargado del dinero, algunos pensaron que Jesús quería que comprara algo para la fiesta. Otros pensaron que quería que le diera algo a los pobres."
Jua 13:30  "Al recibir el pan, Judas se fue inmediatamente. Ya era de noche."
Jua 13:31  "Después de que Judas se fue, Jesús dijo: -Ahora el Hijo del hombre recibe honra. Dios también recibe honra a través del Hijo del hombre."
Jua 13:32  "Si Dios recibe honra a través de él, entonces le dará honra al Hijo del hombre a través de sí mismo, y lo hará muy pronto."
Jua 13:33  """Hijitos míos, ya no voy a estar con ustedes por mucho tiempo. Me buscarán y ahora les digo como les dije a los judíos: 'No pueden ir a donde yo voy'."
Jua 13:34  """Les estoy dando un mandamiento nuevo: que se amen los unos a los otros. Ámense tal como yo los amé."
Jua 13:35  "Todo el mundo se va a dar cuenta de que ustedes son mis seguidores si se aman los unos a los otros""."
Jua 13:36  "Simón Pedro le dijo: -Señor, ¿a dónde vas? Jesús le contestó: -A donde voy, tú no me puedes seguir ahora; pero me seguirás después."
Jua 13:37  "Pedro le dijo: -Señor, ¿por qué no puedo seguirte ahora? Yo daría mi vida por ti."
Jua 13:38  "Jesús le respondió: -Darás tu vida. Pero te aseguro que antes de que cante el gallo, me habrás negado tres veces."

 


 
  Conocen nuestro sitio 448996 visitantes (1672768 clics a subpáginas) ¡Que nuestro Dios ensanche tu Territorio!