Biblia Adventista - Biblia de Estudio
  W172
 


  BibliadeEstudioAdventista1 Corintios 7.BibliadeEstudioAdventista

La version Reina Valera 1990 con comentarios de elena White,referencias biblicas y otros complementos (Por editar)se encuentra en las subpaginas de 1.2 de Corintios.


 

1Co 7:1  Mas acerca de lo que me habéis escrito(a) : Bello, para el hombre a mujer no adherirse;
1Co 7:2  mas, en razón de la fornicación, cada uno su mujer tenga, y cada una al propio marido tenga.
1Co 7:3  A la mujer, el marido lo debido pague; e igualmente también la mujer, al marido.
1Co 7:4  La mujer al propio cuerpo no señorea, sino el varón; e igualmente tampoco el marido al propio cuerpo señorea, sino la mujer.
1Co 7:5  No os defraudéis el uno al otro, sino ya, de convenio, por un tiempo para daros a la oración; y otra vez en lo mismo estaos; a fin de que no os tiente Satanás por vuestra incontinencia(b) .
1Co 7:6  Y esto digo por permisión, no por mandato.
1Co 7:7  Y quiero que todos los hombres sean así como yo mismo(c) ; empero cada cual carisma tiene propio, de Dios: uno así, otro así.
1Co 7:8  Pero digo a los solteros y a las viudas: hermoso para ellos, si quedaren así como yo;
1Co 7:9  pero, si no se contienen, cásense; que mejor es casarse que quemarse.
1Co 7:10  Pero a los casados ordeno, no yo, sino el Señor: que mujer de varón no se aparte;
1Co 7:11  (y si también se apartare, quédese soltera o con el marido se reconcilie); y que marido a mujer no despida.
1Co 7:12  Y a los demás digo yo, no el Señor: si algún hermano mujer tiene increyente, y ésta conviene en habitar con él, no la despida.
1Co 7:13  Y mujer, la que tiene marido increyente, y éste conviene en habitar con ella, no despida al marido;
1Co 7:14  pues santificado está el marido, el increyente, en la mujer; y santificada está la mujer, la increyente, en el hermano; si no, vuestros hijos impuros fueran; mas ahora santos son.
1Co 7:15  Que, si el increyente se aparta, apártese. No está esclavizado el hermano o la hermana en tales casos; pero en paz nos ha llamado Dios.
1Co 7:16  Pues ¿qué sabes, mujer, si al marido has de salvar? ¿O qué sabes, marido, si a la mujer has de salvar?
1Co 7:17  Empero, a cada cual como ha repartido el Señor, a cada cual como ha llamado Dios, así camine. Y así en las Iglesias todas ordeno.
1Co 7:18  ¿Circunciso alguno ha sido llamado? No se lo extire(d)  ¿En prepucio ha sido llamado alguien? No se circuncide.
1Co 7:19  La circuncisión nada es, y el prepucio nada es: sino observancia de mandamientos de Dios.
1Co 7:20  Cada cual en el llamamiento que ha sido llamado, en éste quédese.
1Co 7:21  ¿Siervo has sido llamado? No te importe; empero, aún cuando puedas libre hacerte, más bien aprovéchate(e) .
1Co 7:22  Pues el en Señor llamado siervo, liberto de Señor es; e igualmente también el libre, llamado, siervo es de Cristo.
1Co 7:23  Por precio comprados habéis sido; no os hagáis siervos de hombres.
1Co 7:24  Cada cual en lo que ha sido llamado, hermanos, en esto quédese ante Dios.
1Co 7:25  Pero, sobre las vírgenes, ordenación de Señor no tengo; mas consejo doy como compadecido por Señor, para fiel ser.
1Co 7:26  Estimo, por tanto, que esto bello es a causa de la apremiante necesidad(f) , pues bello para el hombre el así estarse.
1Co 7:27  ¿Ligado estás a mujer? No busques desligadura. ¿Desligado estás de mujer? No busques mujer.
1Co 7:28  Y, aunque te hubieres casado, no pecaste; y si se hubiere casado una virgen, no pecó; pero tribulación por la carne(g)  tendrán los tales; mas yo os perdono(h) .
1Co 7:29  Pero esto digo, hermanos: el tiempo breve es(i) ; sólo falta; que también los que tienen mujeres, como si no tuvieran, sean;
1Co 7:30  y los que lloran, como si no lloraran; y los que gozan, como si no gozaran; y los que compran, como si no poseyeran;
1Co 7:31  y los que usan de este mundo, como si no utilizaran; pues pasa la figura de este mundo;
1Co 7:32  y quiero que vosotros insolícitos estéis. El soltero solicítase de las cosas del Señor: de cómo agradar al Señor;
1Co 7:33  pero el casado solicítase de las cosas del mundo: de cómo agradar a la mujer;
1Co 7:34  y dividido está. Y la mujer, la soltera, solicítase de las cosas del Señor, para ser santa, y de cuerpo y de espíritu; pero la casada solicítase de cómo agradar al marido.
1Co 7:35  Pero esto para vuestra propia conveniencia digo; no para lazo echaros, sino para lo noble y asiduo para con el Señor indistraídamente.
1Co 7:36  Pero, si alguno avergonzarse en su virgen cree(j) , si fuere sobreadulta, y así debe hacerse(k) , lo que quiera, haga; no peca: cásense.
1Co 7:37  Y el que ha puesto en su corazón asentado(l) , no teniendo necesidad, y potestad tiene de la propia voluntad(m) ; y esto ha juzgado en su corazón: guardar su virgen, bellamente hará.
1Co 7:38  Así que también el que casa a su virgen, bellamente hará; y el que no casa, mejor hará.
1Co 7:39  La mujer ligada está, por cuanto tiempo viviere su marido; pero, si durmiere el marido, libre es para con el que quiera, casarse; solamente en Señor.
1Co 7:40  Pero más feliz es, si así permaneciere, según mi consejo; y creo yo también Espíritu de Dios tener.  

 


 

1Co 7:1  Comenzando a tratar de lo que me habéis escrito, bueno es al hombre no tocar mujer;"
1Co 7:2  mas por evitar la fornicación, tenga cada uno su mujer, y cada una tenga su marido.
1Co 7:3  El marido pague a la mujer, e igualmente la mujer al marido.
1Co 7:4  La mujer no es dueña de su propio cuerpo, es el marido; e igualmente el marido no es dueño de su propio cuerpo, es la mujer."
1Co 7:5  No os defraudéis uno al otro, a no ser de común acuerdo por algún tiempo, para daros a la oración, y de nuevo volved al mismo orden de vida, a fin de que no os tiente Satanás de incontinencia.
1Co 7:6  Esto os lo digo condescendiendo, no mandando.
1Co 7:7  Quisiera yo que todos los hombres fuesen como yo, pero cada uno tiene de Dios su propia gracia, éste una, aquél otra.
1Co 7:8  Sin embargo, a los no casados y a las viudas les digo que les es mejor permanecer como yo.
1Co 7:9  Pero si no pueden guardar continencia, cásense, que mejor es casarse que abrasarse.
1Co 7:10  Cuanto a los casados, precepto es, no mío, sino del Señor, que la mujer no se separe del marido,
1Co 7:11  y de separarse, que no vuelva a casarse, o se reconcilie con el marido, y que el marido no repudie a su mujer.
1Co 7:12  A los demás les digo yo, no el Señor, que si algún hermano tiene mujer infiel y ésta consiente en cohabitar con él, no la despida
1Co 7:13  Y si una mujer tiene marido infiel y éste consiente en cohabitar con ella, no lo abandone.
1Co 7:14  Pues se santifica el marido infiel por la mujer, y se santifica la mujer infiel por el hermano. De otro modo vuestros hijos serían impuros, y ahora son santos.
1Co 7:15  Pero si la parte infiel se retira, que se retire. En tales casos no está esclavizado el hermano o la hermana, que Dios nos ha llamado a la paz.
1Co 7:16  ¿Qué sabes tú, mujer, si salvarás a tu marido; y tú, marido, si salvarás a tu mujer?"
1Co 7:17  Fuera de ese caso, cada uno ande según el Señor le dio y según le llamó. Y esto lo mando en todas las iglesias.
1Co 7:18  ¿Ha sido uno llamado en la circuncisión? No falsee el prepucio. ¿Ha sido llamado en el prepucio? No se circuncide.
1Co 7:19  Nada es la circuncisión, nada el prepucio, sino la guarda de los preceptos de Dios.
1Co 7:20  Cada uno permanezca en el estado en que fue llamado.
1Co 7:21  ¿Fuiste llamado en la servidumbre? No te dé cuidado, y aun pudiendo hacerte libre, aprovéchate más bien.
1Co 7:22  Pues el que siervo fue llamado por el Señor, es liberto del Señor, e igualmente el que libre fue llamado, es siervo de Cristo.
1Co 7:23  Habéis sido comprados a precio, no os hagáis siervos de los hombres.
1Co 7:24  Hermanos, persevere cada uno ante Dios en la condición en que por El fue llamado.
1Co 7:25  Acerca de las vírgenes, no tengo precepto del Señor, pero puedo dar consejo, como quien ha obtenido del Señor la misericordia de ser fiel.
1Co 7:26  Creo, pues, que por la instante necesidad, es bueno que el hombre quede así.
1Co 7:27  ¿Estás ligado a una mujer? No busques la separación. ¿Estás libre de mujer? No busques mujer.
1Co 7:28  Si te casares, no pecas; y si la doncella se casa, no peca; pero tendréis así que estar sometidos a la tribulación de la carne, que quisiera yo ahorraros."
1Co 7:29  Dígoos, pues, hermanos, que el tiempo es corto. Sólo queda que los que tienen mujer vivan como si no la tuvieran;"
1Co 7:30  los que lloran, como si no llorasen; los que se alegran, como si no se alegrasen; los que compran, como si no poseyesen,"
1Co 7:31  y los que disfrutan del mundo, como si no disfrutasen; porque pasa la apariencia de este mundo."
1Co 7:32  Yo os querría libres de cuidados. El célibe se cuida de las cosas del Señor, de cómo agradar al Señor.
1Co 7:33  El casado ha de cuidarse de las cosas del mundo, de cómo agradar a su mujer,
1Co 7:34  y así está dividido. La mujer no casada y la doncella, sólo tienen que preocuparse de las cosas del Señor, de ser santas en cuerpo y en espíritu. Pero la casada ha de preocuparse de las cosas del mundo, de agradar al marido.
1Co 7:35  Esto os lo digo para vuestra conveniencia, no para tenderos un lazo, sino mirando a lo que es mejor y os permite uniros más al Señor, libres de impedimentos.
1Co 7:36  Si alguno estima indecoroso para su hija doncella dejar pasar la flor de la edad, y que debe casarla, haga lo que quiera; no peca; que la case."
1Co 7:37  Pero el que firme en su corazón, no necesitado, sino libre y de voluntad, determina guardar virgen a su hija, hace mejor.
1Co 7:38  Quien, pues, casa su hija doncella, hace bien, y quien no la casa hace mejor.
1Co 7:39  La mujer está ligada por todo el tiempo de vida de su marido, mas una vez que se duerme el marido, queda libre para casarse con quien quiera, pero en el Señor.
1Co 7:40  Más feliz será si permanece así, conforme a mi consejo, pues también creo tener yo el espíritu de Dios.

 


 

1Co 7:1  En la carta que recibí de ustedes me preguntaban si está bien que la gente no se case.
1Co 7:2  Claro que está bien. Pero es mejor que cada hombre tenga su propia esposa, y que cada mujer tenga su propio esposo, para que no caigan en relaciones sexuales prohibidas.
1Co 7:3  El esposo debe tener relaciones sexuales sólo con su esposa, y la esposa debe tenerlas sólo con su esposo.
1Co 7:4  Ni él ni ella son dueños de su propio cuerpo, sino que son el uno para el otro.
1Co 7:5  Por eso, ninguno de los dos debe decirle al otro que no desea tener relaciones sexuales. Sin embargo, pueden ponerse de acuerdo los dos y dejar de tener relaciones por un tiempo, para dedicarse a orar. Pero después deben volver a tener relaciones; no vaya a ser que, al no poder controlar sus deseos, Satanás los haga caer en una trampa.
1Co 7:6  Por supuesto, les estoy dando un consejo, no una orden.
1Co 7:7  Yo preferiría que tanto los solteros como las viudas se quedaran sin casarse; pero a cada uno Dios le ha dado capacidades distintas. Unos hacen esto, y otros aquello.
1Co 7:9  Pero si no pueden dominar sus deseos sexuales, es mejor que se casen. Como dice el dicho: «Vale más casarse que quemarse».
1Co 7:10  A los que están casados, Dios les da esta orden: No deben separarse. Si una mujer se separa de su esposo, no debe volver a casarse. Lo mejor sería que arreglara el problema que tenga con su esposo. Pero tampoco el esposo debe abandonar a su esposa. Y esto no lo ordeno yo, sino Dios.
1Co 7:12  A los demás les aconsejo lo siguiente: Si alguno de la iglesia está casado con una mujer que no sea cristiana, pero ella quiere seguir viviendo con él, no deben separarse.
1Co 7:13  Del mismo modo, si una mujer de la iglesia está casada con un hombre que no sea cristiano, pero él quiere seguir viviendo con ella, tampoco deben separarse.
1Co 7:14  Porque el esposo que no cree en Cristo puede ser aceptado por Dios, si está unido a una mujer cristiana. Del mismo modo, una esposa que no cree en Cristo puede ser aceptada por Dios, si está unida a un hombre que sí cree en Cristo. Además, los hijos de ellos serán aceptados por Dios como parte de su pueblo, y Dios no los rechazará como si fueran algo sucio.
1Co 7:15  Pero si el esposo o la esposa no cristianos insisten en separarse, que lo hagan. En tales casos, la esposa o el esposo cristianos no están obligados a mantener ese matrimonio, pues Dios quiere que vivamos en paz.
1Co 7:16  Por otra parte, la esposa o el esposo que son cristianos podrían ayudar a que el esposo o la esposa que no son cristianos se salven.
1Co 7:17  Una cosa quiero dejar bien clara para todas las iglesias: Todos los hombres y todas las mujeres deben permanecer en la condición en que estaban cuando Dios los invitó a formar parte de su pueblo.
1Co 7:18  Si algunos de ustedes creyeron en Cristo después de haberse circuncidado, no traten de ocultar la circuncisión. Si los otros creyeron sin estar circuncidados, no tienen por qué circuncidarse.
1Co 7:19  Lo importante no es que uno se circuncide o no, sino que obedezca lo que Dios manda.
1Co 7:20  Cada uno debe quedarse como estaba cuando creyó en Cristo.
1Co 7:21  Si eras esclavo, no te preocupes. Pero si puedes conseguir tu libertad, aprovecha la oportunidad.
1Co 7:22  Porque si alguien es esclavo y cree en el Señor Jesús, él le dará la libertad. Del mismo modo, el que era libre se convierte en esclavo del Señor.
1Co 7:23  Cuando Dios nos hizo libres por medio de la muerte de Cristo, pagó un precio muy alto. Por eso, no debemos hacernos esclavos de nadie.
1Co 7:24  Ante Dios, cada uno debe quedarse como estaba cuando creyó en Cristo.
1Co 7:25  Para las viudas y las solteras, no tengo ninguna orden del Señor. Sólo les doy mi opinión, y pueden confiar en mí, gracias al amor con que Dios me ha tratado.
1Co 7:26  Me parece que los que están casados no deben separarse, y que si están solteros no deben casarse. Estamos viviendo momentos difíciles. Por eso creo que es mejor que cada uno se quede como está.
1Co 7:28  Sin embargo, quien se casa no comete ningún pecado. Y si una mujer soltera se casa, tampoco peca. Pero los casados van a tener problemas, y me gustaría evitárselos.
1Co 7:29  Lo que quiero decirles es que ya no hay tiempo que perder. Los que están casados deben vivir como si no lo estuvieran;
1Co 7:30  los que están tristes, como si estuvieran alegres; los que están alegres, como si estuvieran tristes; los que compran, como si no tuvieran nada;
1Co 7:31  los que están sacándole provecho a este mundo, como si no se lo sacaran. Porque este mundo que conocemos pronto dejará de existir.
1Co 7:32  Yo quisiera no verlos preocupados. Los solteros se preocupan de las cosas de Dios y de cómo agradarle. También las viudas y las solteras se preocupan por agradar a Dios en todo lo que hacen y piensan. En cambio, los casados se preocupan por las cosas de este mundo y por agradar a su propia esposa. Del mismo modo, las casadas se preocupan por las cosas de este mundo y por agradar a su propio esposo. Por eso tienen que pensar en distintas cosas a la vez.
1Co 7:35  No les digo todo esto para complicarles la vida, sino para ayudarlos a vivir correctamente y para que amen a Dios por encima de todo.
1Co 7:36  Sin embargo, si un hombre está comprometido con su novia, y piensa que lo mejor es casarse con ella porque ya tiene edad para hacerlo, que se casen, pues no están pecando.
1Co 7:37  Pero si alguno no se siente obligado a casarse y puede controlar sus deseos, hará bien en no casarse.
1Co 7:38  Así que, quien se casa hace bien, y quien no se casa, hace mejor.
1Co 7:39  La casada está unida a su esposo mientras el esposo vive. Pero si el esposo muere, ella queda en libertad de casarse con cualquier hombre, con tal de que sea cristiano.
1Co 7:40  Sin embargo, creo que sería más feliz si no volviera a casarse. Me permito opinar, pues creo que yo también tengo el Espíritu de Dios. 

 


 

1Co 7:1  En orden a las cosas sobre que me habéis escrito respondo: Loable cosa es en el hombre no tocar mujer.
1Co 7:2  Mas por evitar la fornicación, viva cada uno con su mujer, y cada una con su marido.
1Co 7:3  El marido pague a la mujer el débito, y de la misma suerte la mujer al marido.
1Co 7:4  Porque la mujer casada no es dueña de su cuerpo, sino que lo es el marido. Y así mismo el marido no es dueño de su cuerpo, sino que lo es la mujer.
1Co 7:5  No queráis, pues, defraudaros el derecho recíproco, a no ser por algún tiempo de común acuerdo, para dedicaros a la oración; y después volved a cohabitar, no sea que os tiente Satanás por vuestra incontinencia.
1Co 7:6  Esto lo digo por condescendencia, que no lo mando.
1Co 7:7  A la verdad me alegraría que fueseis todos tales como yo mismo, esto es, célibes; mas cada uno tiene de Dios su propio don, quien de una manera, quien de otra.
1Co 7:8  Pero sí que digo a las personas no casadas y viudas: Bueno les es si así permanecen, como también permanezco yo.
1Co 7:9  Mas si no tienen don de continencia, cásense. Pues más vale casarse, que abrasarse.
1Co 7:10  Pero a las personas casadas mando, no yo, sino el Señor, que la mujer no se separe del marido;
1Co 7:11  que si se separa por justa causa, no pase a otras nupcias, o bien reconcíliese con su marido. Ni tampoco el marido repudie a su mujer.
1Co 7:12  Pero a los demás digo yo mi dictamen, no que el Señor lo mande, si algún hermano tiene por mujer a un infiel o idólatra, y ésta consiente en habitar con él, no la repudie.
1Co 7:13  Y si alguna mujer fiel o cristiana tiene por marido a un infiel, y éste consiente en habitar con ella, no abandone a su marido.
1Co 7:14  Porque un marido infiel es santificado por la mujer fiel, y la mujer infiel santificada por el marido fiel; de lo contrario, vuestros hijos serían mancillados, cuando ahora son santos.
1Co 7:15  Pero si el infiel se separa, sepárese enhorabuena; porque en tal caso ni nuestro hermano, ni nuestra hermana deben sujetarse a servidumbre; pues Dios nos ha llamado a un estado de paz y tranquilidad.
1Co 7:16  Porque ¿sabes tú, mujer, si salvarás o convertirás al marido?; ¿y tú, marido, sabes si salvarás a la mujer?
1Co 7:17  Pero proceda cada cual conforme al don que Dios le ha repartido, y según el estado en que se hallaba cuando Dios le llamó a la fe; y así es como lo enseño en todas las iglesias.
1Co 7:18  ¿Fue uno llamado siendo circunciso?; no afecte parecer incircunciso. ¿Fue otro llamado estando incircunciso?; no se haga circuncidar.
1Co 7:19  Nada importa ahora ser circuncidado, y nada importa no serlo; lo que importa a judíos y a gentiles es la observancia de los mandamientos de Dios.
1Co 7:20  Manténgase, pues, cada uno en el estado que tenía cuando Dios le llamó.
1Co 7:21  ¿Fuiste llamado siendo siervo?; no te impacientes viéndote en tal condición; antes bien saca provecho de eso mismo, aun cuando pudieses ser libre.
1Co 7:22  Pues aquel que siendo esclavo es llamado al servicio del Señor, se hace liberto del Señor; y de la misma manera aquel que es llamado siendo libre, se hace esclavo de Cristo .
1Co 7:23  Rescatados habéis sido a gran costa, no queráis haceros esclavos de los hombres.
1Co 7:24  Cada uno, hermanos míos, permanezca para con Dios en el estado civil en que fue llamado.
1Co 7:25  En orden a las vírgenes, precepto del Señor yo no lo tengo; doy, sí, consejo, como quien ha conseguido del Señor la misericordia de ser fiel ministro suyo.
1Co 7:26  Juzgo, pues, que este estado es ventajoso a causa de las miserias de la vida presente; que es, digo, ventajoso al hombre no casarse.
1Co 7:27  ¿Estás ligado a una mujer?, no busques quedar desligado. ¿Estás sin tener mujer?, no busques casarte.
1Co 7:28  Si te casares, no por eso pecas. Y si una doncella se casa, tampoco peca; pero estos tales sufrirán en su carne aflicciones y trabajos inseparables del matrimonio . Mas yo os perdono, lo dejo a vuestra consideración.
1Co 7:29  Y lo que digo, hermanos míos, es, que el tiempo es corto; y que así lo que importa es que los que tienen mujer vivan como si no la tuviesen;
1Co 7:30  y los que lloran, como si no llorasen; y los que están alegres lo es como si no lo estuviesen; y los que hacen compras, como si nada poseyesen;
1Co 7:31  y los que gozan del mundo, como si no gozasen de él; porque la escena o apariencia de este mundo pasa en un momento,
1Co 7:32  Ahora bien; yo deseo que viváis sin cuidados ni inquietudes. El que no tiene mujer, anda únicamente solícito de las cosas del Señor, y en lo que ha de hacer para agradar a Dios.
1Co 7:33  Al contrario, el que tiene mujer anda afanado en las cosas del mundo, y en cómo ha de agradar a la mujer, y así se halla dividido.
1Co 7:34  De la misma manera la mujer no casada, y una virgen, piensa en las cosas de Dios, para ser santa en cuerpo y alma. Mas la casada piensa en las del mundo, y en cómo ha de agradar al marido.
1Co 7:35  Por lo demás yo digo esto para provecho vuestro; no para echaros un lazo y obligaros a la continencia, sino solamente para exhortaros a lo más loable, y a lo que habilita para servir a Dios sin ningún lazo.
1Co 7:36  Mas si a alguno le parece que es un deshonor que su hija pase la flor de la edad sin contraer matrimonio , y juzga deber casarla, haga lo que quisiere; no peca, si ella se casa.
1Co 7:37  Aunque por otra parte quien ha hecho en su interior la firme resolución de conservar virgen a su hija no teniendo necesidad de obrar de otro modo, sino pudiendo disponer en esto de su voluntad, y así lo ha determinado en su corazón, obra bien.
1Co 7:38  En suma, el que da a su hija en matrimonio , obra bien; mas el que no la da, obra mejor.
1Co 7:39  La mujer está ligada a la ley del matrimonio mientras que vive su marido; pero si su marido fallece, queda libre; cásese con quien quiera, con tal que sea según el Señor.
1Co 7:40  Pero mucho más dichosa será si permaneciere viuda, según mi consejo; y estoy persuadido de que también en esto me anima el Espíritu de Dios. 

 


 

1Co 7:1  

Problemas del matrimonio
  En cuanto a las cosas de que me escribisteis, bueno le sería al hombre no tocar mujer;
1Co 7:2  pero a causa de las fornicaciones, cada uno tenga su propia mujer, y cada una tenga su propio marido.
1Co 7:3  El marido cumpla con la mujer el deber conyugal, y asimismo la mujer con el marido.
1Co 7:4  La mujer no tiene potestad sobre su propio cuerpo, sino el marido; ni tampoco tiene el marido potestad sobre su propio cuerpo, sino la mujer.
1Co 7:5  No os neguéis el uno al otro, a no ser por algún tiempo de mutuo consentimiento, para ocuparos sosegadamente en la oración; y volved a juntaros en uno, para que no os tiente Satanás a causa de vuestra incontinencia.
1Co 7:6  Mas esto digo por vía de concesión, no por mandamiento.
1Co 7:7  Quisiera más bien que todos los hombres fuesen como yo; pero cada uno tiene su propio don de Dios, uno a la verdad de un modo, y otro de otro.
1Co 7:8  Digo, pues, a los solteros y a las viudas, que bueno les fuera quedarse como yo;
1Co 7:9  pero si no tienen don de continencia, cásense, pues mejor es casarse que estarse quemando.
1Co 7:10  Pero a los que están unidos en matrimonio, mando, no yo, sino el Señor: Que la mujer no se separe del marido;
1Co 7:11  y si se separa, quédese sin casar, o reconcíliese con su marido; y que el marido no abandone a su mujer.(A)
1Co 7:12  Y a los demás yo digo, no el Señor: Si algún hermano tiene mujer que no sea creyente, y ella consiente en vivir con él, no la abandone.
1Co 7:13  Y si una mujer tiene marido que no sea creyente, y él consiente en vivir con ella, no lo abandone.
1Co 7:14  Porque el marido incrédulo es santificado en la mujer, y la mujer incrédula en el marido; pues de otra manera vuestros hijos serían inmundos, mientras que ahora son santos.
1Co 7:15  Pero si el incrédulo se separa, sepárese; pues no está el hermano o la hermana sujeto a servidumbre en semejante caso, sino que a paz nos llamó Dios.
1Co 7:16  Porque ¿qué sabes tú, oh mujer, si quizá harás salvo a tu marido? ¿O qué sabes tú, oh marido, si quizá harás salva a tu mujer?
1Co 7:17  Pero cada uno como el Señor le repartió, y como Dios llamó a cada uno, así haga; esto ordeno en todas las iglesias.
1Co 7:18  ¿Fue llamado alguno siendo circunciso? Quédese circunciso. ¿Fue llamado alguno siendo incircunciso? No se circuncide.
1Co 7:19  La circuncisión nada es, y la incircuncisión nada es, sino el guardar los mandamientos de Dios.
1Co 7:20  Cada uno en el estado en que fue llamado, en él se quede.
1Co 7:21  ¿Fuiste llamado siendo esclavo? No te dé cuidado; pero también, si puedes hacerte libre, procúralo más.
1Co 7:22  Porque el que en el Señor fue llamado siendo esclavo, liberto es del Señor; asimismo el que fue llamado siendo libre, esclavo es de Cristo.
1Co 7:23  Por precio fuisteis comprados; no os hagáis esclavos de los hombres.
1Co 7:24  Cada uno, hermanos, en el estado en que fue llamado, así permanezca para con Dios.
1Co 7:25  En cuanto a las vírgenes no tengo mandamiento del Señor; mas doy mi parecer, como quien ha alcanzado misericordia del Señor para ser fiel.
1Co 7:26  Tengo, pues, esto por bueno a causa de la necesidad que apremia; que hará bien el hombre en quedarse como está.
1Co 7:27  ¿Estás ligado a mujer? No procures soltarte. ¿Estás libre de mujer? No procures casarte.
1Co 7:28  Mas también si te casas, no pecas; y si la doncella se casa, no peca; pero los tales tendrán aflicción de la carne, y yo os la quisiera evitar.
1Co 7:29  Pero esto digo, hermanos: que el tiempo es corto; resta, pues, que los que tienen esposa sean como si no la tuviesen;
1Co 7:30  y los que lloran, como si no llorasen; y los que se alegran, como si no se alegrasen; y los que compran, como si no poseyesen;
1Co 7:31  y los que disfrutan de este mundo, como si no lo disfrutasen; porque la apariencia de este mundo se pasa.
1Co 7:32  Quisiera, pues, que estuvieseis sin congoja. El soltero tiene cuidado de las cosas del Señor, de cómo agradar al Señor;
1Co 7:33  pero el casado tiene cuidado de las cosas del mundo, de cómo agradar a su mujer.
1Co 7:34  Hay asimismo diferencia entre la casada y la doncella. La doncella tiene cuidado de las cosas del Señor, para ser santa así en cuerpo como en espíritu; pero la casada tiene cuidado de las cosas del mundo, de cómo agradar a su marido.
1Co 7:35  Esto lo digo para vuestro provecho; no para tenderos lazo, sino para lo honesto y decente, y para que sin impedimento os acerquéis al Señor.
1Co 7:36  Pero si alguno piensa que es impropio para su hija virgen que pase ya de edad, y es necesario que así sea, haga lo que quiera, no peca; que se case.
1Co 7:37  Pero el que está firme en su corazón, sin tener necesidad, sino que es dueño de su propia voluntad, y ha resuelto en su corazón guardar a su hija virgen, bien hace.
1Co 7:38  De manera que el que la da en casamiento hace bien, y el que no la da en casamiento hace mejor.
1Co 7:39  La mujer casada está ligada por la ley mientras su marido vive; pero si su marido muriere, libre es para casarse con quien quiera, con tal que sea en el Señor.
1Co 7:40  Pero a mi juicio, más dichosa será si se quedare así; y pienso que también yo tengo el Espíritu de Dios. 
 

 


 

1Co 7:1  En cuanto a las cosas de que me escribisteis, bien es al hombre no tocar mujer.
1Co 7:2  Mas por evitar las fornicaciones, cada uno tenga su mujer, y cada una tenga su marido.
1Co 7:3  El marido pague a la mujer la debida benevolencia; y asimismo la mujer al marido.
1Co 7:4  La mujer no tiene potestad de su propio cuerpo, sino el marido; e igualmente tampoco el marido tiene potestad de su propio cuerpo, sino la mujer.
1Co 7:5  No os defraudéis el uno al otro, a no ser por algún tiempo de mutuo consentimiento, para ocuparos en ayuno y oración; y volved a juntaros en uno, para que no os tiente Satanás a causa de vuestra incontinencia.
1Co 7:6  Mas esto digo por permisión, no por mandamiento.
1Co 7:7  Quisiera más bien que todos los hombres fuesen como yo; pero cada uno tiene su propio don de Dios; uno a la verdad así, y otro así.
1Co 7:8  Digo, pues, a los por casar y a los viudos, que bueno les es si se quedaren como yo.
1Co 7:9  Y si no tienen don de continencia, cásense; que mejor es casarse que quemarse.
1Co 7:10  Mas a los que están juntos en matrimonio, denuncio, no yo, sino el Señor; Que la mujer no se aparte del marido;
1Co 7:11  y si se apartare, que se quede sin casar, o reconcíliese con su marido; y que el marido no despida a su mujer.
1Co 7:12  Y a los demás yo digo, no el Señor: si algún hermano tiene mujer incrédula, y ella consiente para habitar con él, no la despida.
1Co 7:13  Y la mujer que tiene marido incrédulo, y él consiente para habitar con ella, no lo deje.
1Co 7:14  Porque el marido incrédulo es santificado en la mujer (fiel), y la mujer incrédula en el marido (fiel); de otra manera ciertamente vuestros hijos serían inmundos; pero ahora son santos.
1Co 7:15  Pero si el incrédulo se aparta, apártese; que el hermano o la hermana no está sujeto a servidumbre en semejante caso ; antes a paz nos llamó Dios.
1Co 7:16  Porque ¿de dónde sabes, oh mujer, si quizá harás salvo a tu marido? ¿O de dónde sabes, oh marido, si quizá harás salva a tu mujer?
1Co 7:17  Sino que cada uno como el Señor le repartió, y como Dios llamó a cada uno, así ande; y así ordeno en todas las Iglesias.
1Co 7:18  ¿Es llamado alguno circuncidado? Quédese circunciso. ¿Es llamado alguno incircuncidado? Que no se circuncide.
1Co 7:19  La circuncisión nada es, y la incircuncisión nada es; sino la observancia de los mandamientos de Dios.
1Co 7:20  Cada uno en la vocación en que fue llamado, en ella se quede.
1Co 7:21  ¿Eres llamado siendo siervo? No te dé cuidado; mas también si puedes hacerte libre, procúralo más.
1Co 7:22  Porque el que en el Señor es llamado siendo siervo, liberto es del Señor; asimismo también el que es llamado siendo libre, siervo es del Cristo.
1Co 7:23  Por precio sois comprados; no os hagáis siervos de los hombres.
1Co 7:24  Cada uno, hermanos, en lo que fue llamado, en esto se quede para con Dios.
1Co 7:25  Pero de las vírgenes no tengo mandamiento del Señor; mas doy mi parecer, como hombre que ha alcanzado misericordia del Señor para ser fiel.
1Co 7:26  Tengo, pues, esto por bueno a causa de la necesidad que apremia, por lo cual bueno es al hombre estarse así:
1Co 7:27  ¿Estás ligado a mujer? No procures soltarte. ¿Estáis suelto de mujer? No procures mujer.
1Co 7:28  Mas también si tomares mujer, no pecaste; y si la virgen se casare, no pecó; pero aflicción de carne tendrán los tales; mas yo os dejo.
1Co 7:29  Pero esto digo, hermanos, que el tiempo es corto; para los demás es, que los que tienen mujer sean como los que no la tienen,
1Co 7:30  y los que lloran, como los que no lloran; y los que regocijan, como los que no regocijan; y los que compran, como los que no poseen;
1Co 7:31  y los que usan de este mundo, como los que no lo usan como si fuera propio ; porque la apariencia de este mundo se pasa.
1Co 7:32  Quisiera, pues, que estuvieseis sin congoja. El soltero tiene cuidado de las cosas que son del Señor, cómo ha de agradar al Señor;
1Co 7:33  pero el que se casó tiene cuidado de las cosas que son del mundo, cómo ha de agradar a su mujer.
1Co 7:34  Hay diferencia entre la mujer casada y la virgen, La mujer no casada tiene cuidado de las cosas del Señor, para ser santa así en el cuerpo como en el espíritu; mas la casada tiene cuidado de las cosas que son del mundo, cómo ha de agradar a su marido.
1Co 7:35  Esto, sin embargo, digo para vuestro provecho; no para echaros lazo, sino para lo honorable, y para que sin impedimento os sirváis al Señor.
1Co 7:36  Mas, si a alguno parece cosa fea en su hija, que pase ya de edad, y que así conviene que se haga, haga lo que quisiere, no peca; cásese.
1Co 7:37  Pero el que está firme en su corazón, y no tiene necesidad, sino que tiene libertad de su voluntad, y determinó en su corazón esto, el guardar su hija, bien hace.
1Co 7:38  Así que, el que la da en casamiento, bien hace; y el que no la da en casamiento, hace mejor.
1Co 7:39  La mujer casada está atada a la ley, mientras vive su marido; mas si su marido muriere, libre es; cásese con quien quisiere, con tal que sea en el Señor.
1Co 7:40  Pero más bienaventurada será si se quedare así, según mi consejo; y pienso que también yo tengo el Espíritu de Dios. 

 


 

1Co 7:1  Now concerning the things whereof ye wrote unto me: It is good for a man not to touch a woman.
1Co 7:2  Nevertheless, to avoid fornication, let every man have his own wife, and let every woman have her own husband.
1Co 7:3  Let the husband render unto the wife due benevolence: and likewise also the wife unto the husband.
1Co 7:4  The wife hath not power of her own body, but the husband: and likewise also the husband hath not power of his own body, but the wife.
1Co 7:5  Defraud ye not one the other, except it be with consent for a time, that ye may give yourselves to fasting and prayer; and come together again, that Satan tempt you not for your incontinency.
1Co 7:6  But I speak this by permission, and not of commandment.
1Co 7:7  For I would that all men were even as I myself. But every man hath his proper gift of God, one after this manner, and another after that.
1Co 7:8  I say therefore to the unmarried and widows, It is good for them if they abide even as I.
1Co 7:9  But if they cannot contain, let them marry: for it is better to marry than to burn.
1Co 7:10  And unto the married I command, yet not I, but the Lord, Let not the wife depart from her husband:
1Co 7:11  But and if she depart, let her remain unmarried, or be reconciled to her husband: and let not the husband put away his wife.
1Co 7:12  But to the rest speak I, not the Lord: If any brother hath a wife that believeth not, and she be pleased to dwell with him, let him not put her away.
1Co 7:13  And the woman which hath an husband that believeth not, and if he be pleased to dwell with her, let her not leave him.
1Co 7:14  For the unbelieving husband is sanctified by the wife, and the unbelieving wife is sanctified by the husband: else were your children unclean; but now are they holy.
1Co 7:15  But if the unbelieving depart, let him depart. A brother or a sister is not under bondage in such cases: but God hath called us to peace.
1Co 7:16  For what knowest thou, O wife, whether thou shalt save thy husband? or how knowest thou, O man, whether thou shalt save thy wife?
1Co 7:17  But as God hath distributed to every man, as the Lord hath called every one, so let him walk. And so ordain I in all churches.
1Co 7:18  Is any man called being circumcised? let him not become uncircumcised. Is any called in uncircumcision? let him not be circumcised.
1Co 7:19  Circumcision is nothing, and uncircumcision is nothing, but the keeping of the commandments of God.
1Co 7:20  Let every man abide in the same calling wherein he was called.
1Co 7:21  Art thou called being a servant? care not for it: but if thou mayest be made free, use it rather.
1Co 7:22  For he that is called in the Lord, being a servant, is the Lord's freeman: likewise also he that is called, being free, is Christ's servant.
1Co 7:23  Ye are bought with a price; be not ye the servants of men.
1Co 7:24  Brethren, let every man, wherein he is called, therein abide with God.
1Co 7:25  Now concerning virgins I have no commandment of the Lord: yet I give my judgment, as one that hath obtained mercy of the Lord to be faithful.
1Co 7:26  I suppose therefore that this is good for the present distress, I say, that it is good for a man so to be.
1Co 7:27  Art thou bound unto a wife? seek not to be loosed. Art thou loosed from a wife? seek not a wife.
1Co 7:28  But and if thou marry, thou hast not sinned; and if a virgin marry, she hath not sinned. Nevertheless such shall have trouble in the flesh: but I spare you.
1Co 7:29  But this I say, brethren, the time is short: it remaineth, that both they that have wives be as though they had none;
1Co 7:30  And they that weep, as though they wept not; and they that rejoice, as though they rejoiced not; and they that buy, as though they possessed not;
1Co 7:31  And they that use this world, as not abusing it: for the fashion of this world passeth away.
1Co 7:32  But I would have you without carefulness. He that is unmarried careth for the things that belong to the Lord, how he may please the Lord:
1Co 7:33  But he that is married careth for the things that are of the world, how he may please his wife.
1Co 7:34  There is difference also between a wife and a virgin. The unmarried woman careth for the things of the Lord, that she may be holy both in body and in spirit: but she that is married careth for the things of the world, how she may please her husband.
1Co 7:35  And this I speak for your own profit; not that I may cast a snare upon you, but for that which is comely, and that ye may attend upon the Lord without distraction.
1Co 7:36  But if any man think that he behaveth himself uncomely toward his virgin, if she pass the flower of her age, and need so require, let him do what he will, he sinneth not: let them marry.
1Co 7:37  Nevertheless he that standeth stedfast in his heart, having no necessity, but hath power over his own will, and hath so decreed in his heart that he will keep his virgin, doeth well.
1Co 7:38  So then he that giveth her in marriage doeth well; but he that giveth her not in marriage doeth better.
1Co 7:39  The wife is bound by the law as long as her husband liveth; but if her husband be dead, she is at liberty to be married to whom she will; only in the Lord.
1Co 7:40  But she is happier if she so abide, after my judgment: and I think also that I have the Spirit of God. 

 


 

1 Corintios 7 — No está disponible en esta traducción.

 


 

1Co 7:1  Ahora paso a contestar las preguntas que ustedes me hicieron en su carta. Sería preferible no casarse;
1Co 7:2  pero, por el peligro de la prostitución, cada uno debe tener su propia esposa, y cada mujer su propio esposo.
1Co 7:3  y tanto el esposo como la esposa deben cumplir con los deberes propios del matrimonio.
1Co 7:4  Ni la esposa es dueña de su propio cuerpo, puesto que pertenece a su esposo, ni el esposo es dueño de su propio cuerpo, puesto que pertenece a su esposa.
1Co 7:5  Por lo tanto, no se nieguen el uno al otro, a no ser que se pongan de acuerdo en no juntarse por algún tiempo para dedicarse ala oración. Después deberán volver a juntarse; no sea que, por no poder dominarse, Satanás los haga pecar.
1Co 7:6  Todo esto lo digo más como concesión que como mandamiento.
1Co 7:7  Personalmente, quisiera que todos fueran como y o; pero Dios hadado a cada uno diferentes dones, a unos de una clase y a otros de otra.
1Co 7:8  A los solteros y a las viudas les digo que es preferible quedarse sin casar, como y o.
1Co 7:9  Pero si no pueden controlar su naturaleza, que se casen, pues más vale casarse que consumirse de pasión.
1Co 7:10  Pero a los que y a están casados, les doy este mandato, que no es mío, sino del Señor: [1] que la esposa no se separe de su esposo.
1Co 7:11  Ahora bien, en caso de que la esposa se separe de su esposo, deberá quedarse sin casar o reconciliarse con él. De la misma manera, el esposo no debe divorciarse de su esposa.
1Co 7:12  En cuanto a los demás, les digo, como cosa mía y no del Señor, que si la mujer de algún hermano no es creyente pero está de acuerdo en seguir viviendo con él, el hermano no debe divorciarse de ella.
1Co 7:13  y si una mujer creyente está casada con un hombre no creyente que está de acuerdo en seguir viviendo con ella, no deberá divorciarse de él.
1Co 7:14  Pues el esposo no creyente queda santificado por su unión con una mujer creyente; y la mujer no creyente queda santificada por su unión con un esposo creyente. De otra manera, los hijos de ustedes serían impuros; pero, de hecho, pertenecen al pueblo santo.
1Co 7:15  Ahora bien, si el esposo o la esposa no creyentes insisten en separarse, que lo hagan. En estos casos, el hermano o la hermana quedan en libertad, porque Dios los ha llamado a ustedes a vivir en paz.
1Co 7:16  Pues ¿cómo sabes tú, esposa, si acaso puedes salvar a tu esposo? ¿O cómo sabes tú, esposo, si acaso puedes salvar a tu esposa?
1Co 7:17  Como quiera que sea, cada uno debe vivir según los dones que el Señor le ha dado, y tal como era cuando Dios lo llamó. Esta es la norma que doy a todas las iglesias.
1Co 7:18  Si Dios llama a alguno que ha sido circuncidado, no trate de disimular su circuncisión; y si llama a uno que no ha sido circuncidado, no debe circuncidarse.
1Co 7:19  Porque lo que importa no es estar o no estar circuncidado, sino obedecer los mandatos de Dios. [2]
1Co 7:20  Cada uno debe quedarse en la condición en que estaba cuando Dios lo llamó.
1Co 7:21  Si cuando fuiste llamado eras esclavo, no te preocupes; aunque si tienes oportunidad de conseguir tu libertad, debes aprovecharla. [3]
1Co 7:22  Pues el que era esclavo cuando fue llamado a la fe, ahora es un hombre libre al servicio del Señor; y , de la misma manera, el que era hombre libre cuando fue llamado, ahora es esclavo de Cristo. [4]
1Co 7:23  Dios los ha comprado[5] a ustedes; no permitan que otros hombres los hagan esclavos.
1Co 7:24  Así pues, hermanos, que cada cual permanezca delante de Dios en la condición en que estaba cuando fue llamado.
1Co 7:25  En cuanto a las mujeres no casadas, no tengo ningún mandato especial del Señor; pero doy mi opinión, como uno que es digno de confianza por la misericordia del Señor.
1Co 7:26  A mí me parece que es preferible que cada uno se quede tal como está, por causa de los tiempos difíciles en que vivimos.
1Co 7:27  Si tienes mujer, no la abandones; y si no tienes, no la busques.
1Co 7:28  Si te casas, no cometes pecado; y si una mujer soltera se casa, tampoco comete pecado. Pero los que se casan van a tener los sufrimientos propios de la naturaleza humana, que yo quisiera evitarles.
1Co 7:29  Hermanos, lo que quiero decir es esto: Nos queda poco tiempo. Por lo tanto, los casados deben vivir como si no lo estuvieran;
1Co 7:30  los que están de luto deben portarse como si estuvieran de fiesta, y los que están de fiesta deben portarse como si estuvieran de luto; los que compran deben vivir como si nada fuera suyo;
1Co 7:31  y los que están usando de este mundo deben vivir como si no estuvieran sacando provecho de él, porque este mundo que vemos hade terminar.
1Co 7:32  yo quisiera librarlos a ustedes de preocupaciones. El que está soltero se preocupa por las cosas del Señor, y por agradarle;
1Co 7:33  pero el que está casado se preocupa por las cosas del mundo y por agradar a su esposa,
1Co 7:34  y así está dividido. Igualmente, la mujer que y a no tiene esposo y la joven soltera se preocupan por las cosas del Señor, por ser santas tanto en el cuerpo como en el espíritu; pero la casada se preocupa por las cosas del mundo y por agradar a su esposo.
1Co 7:35  Les digo esto, no para ponerles restricciones, sino en bien de ustedes y para que vivan de una manera digna, sirviendo al Señor sin distracciones.
1Co 7:36  Si alguno cree que debe casarse con su prometida, [6] porque ya está en edad de casarse, y si piensa que eso es lo más indicado, que haga lo que crea conveniente; cásese, pues no es pecado.
1Co 7:37  y si otro, sin sentirse obligado, y con toda libertad para actuar como quiera, se hace en su corazón el propósito firme de no casarse, hará bien.
1Co 7:38  Así que, si se casa con su prometida, hace bien; pero si no se casa, hace mejor.
1Co 7:39  La mujer casada está ligada a su esposo mientras este vive; pero si el esposo muere, ella queda libre para casarse con quienquiera, con tal de que sea un creyente.
1Co 7:40  Aunque creo que será más feliz si no vuelve a casarse. Esta es mi opinión, y creo que yo también tengo el Espíritu de Dios. 

 


 

1Co 7:1  Ahora bien, respecto a las cosas de que escribieron ustedes, es bueno que el hombre no toque mujer;
1Co 7:2  no obstante, a causa de la ocurrencia común de la fornicación, que cada hombre tenga su propia esposa y que cada mujer tenga su propio esposo.
1Co 7:3  Que el esposo dé a [su] esposa lo que le es debido; pero que la esposa haga lo mismo también a [su] esposo.
1Co 7:4  La esposa no ejerce autoridad sobre su propio cuerpo, sino su esposo; así mismo, también, el esposo no ejerce autoridad sobre su propio cuerpo, sino su esposa.
1Co 7:5  No se priven [de ello] el uno al otro, a no ser de común acuerdo por un tiempo señalado, para que dediquen tiempo a la oración y vuelvan a juntarse, para que no siga tentándolos Satanás por su falta de regulación en sí mismos.
1Co 7:6  Sin embargo, digo esto a modo de concesión, no a modo de mandato.
1Co 7:7  Pero quisiera yo que todos los hombres fueran como yo mismo soy. No obstante, cada uno tiene de Dios su propio don, uno de esta manera, otro de aquella manera.
1Co 7:8  Ahora bien, digo a los no casados y a las viudas: les es bueno permanecer así como yo.
1Co 7:9  Pero si no tienen autodominio, cásense, porque mejor es casarse que estar encendidos [de pasión].
1Co 7:10  A los casados doy instrucciones —sin embargo, no yo, sino el Señor— de que la esposa no debe irse de su esposo;
1Co 7:11  pero si de hecho se fuera, que permanezca sin casarse, o, si no, que se reconcilie con su esposo; y el esposo no debe dejar a su esposa.
1Co 7:12  Pero a los demás digo —sí, yo, no el Señor—: Si algún hermano tiene esposa incrédula, y sin embargo ella está de acuerdo en morar con él, no la deje;
1Co 7:13  y la mujer que tiene esposo incrédulo, y sin embargo él está de acuerdo en morar con ella, no deje a su esposo.
1Co 7:14  Porque el esposo incrédulo es santificado con relación a [su] esposa, y la esposa incrédula es santificada con relación al hermano; de otra manera, sus hijos verdaderamente serían inmundos, pero ahora son santos.
1Co 7:15  Pero si el incrédulo procede a irse, que se vaya; el hermano o la hermana no está en servidumbre en tales circunstancias; antes bien, Dios los ha llamado a ustedes a la paz.
1Co 7:16  Pues, esposa, ¿cómo sabes que no salvarás a [tu] esposo? O, esposo, ¿cómo sabes que no salvarás a [tu] esposa?
1Co 7:17  Solo que, según Jehová haya dado a cada uno una porción, así ande cada uno según lo ha llamado Dios. Y así ordeno en todas las congregaciones.
1Co 7:18  ¿Fue llamado algún hombre en estado de circuncisión? No se haga incircunciso. ¿Ha sido llamado algún hombre en incircuncisión? No se circuncide.
1Co 7:19  La circuncisión no significa nada, y la incircuncisión no significa nada, pero la observancia de los mandamientos de Dios [sí].
1Co 7:20  En el estado en que cada uno haya sido llamado, que permanezca en él.
1Co 7:21  ¿Fuiste llamado siendo esclavo? No dejes que te preocupe; pero si también puedes hacerte libre, más bien aprovéchate de la oportunidad.
1Co 7:22  Porque cualquiera en [el] Señor que haya sido llamado siendo esclavo es liberto del Señor; así mismo, el que haya sido llamado siendo hombre libre es esclavo de Cristo.
1Co 7:23  Ustedes fueron comprados por precio; dejen de hacerse esclavos de los hombres.
1Co 7:24  En la condición en que cada uno fue llamado, hermanos, permanezca en ella asociado con Dios.
1Co 7:25  Ahora bien, respecto a vírgenes no tengo mandamiento del Señor, pero doy mi opinión como uno a quien el Señor ha mostrado misericordia para que sea fiel.
1Co 7:26  Por lo tanto, pienso que esto es bueno en vista de la necesidad entre nosotros aquí: que es bueno que el hombre continúe como está.
1Co 7:27  ¿Estás atado a una esposa? Deja de procurar liberación. ¿Estás desatado de una esposa? Deja de buscar esposa.
1Co 7:28  Pero aunque te casaras, no cometerías ningún pecado. Y si una [persona] virgen se casara, la tal no cometería ningún pecado. No obstante, los que lo hagan tendrán tribulación en la carne. Pero yo les ahorro [eso].
1Co 7:29  Además, esto digo, hermanos: el tiempo que queda está reducido. En adelante, los que tienen esposas sean como si no tuvieran,
1Co 7:30  y también los que lloran sean como los que no lloran, y los que se regocijan, como los que no se regocijan, y los que compran, como los que no poseen,
1Co 7:31  y los que hacen uso del mundo, como los que no lo usan a plenitud; porque la escena de este mundo está cambiando.
1Co 7:32  En realidad, quiero que estén libres de inquietud. El hombre no casado se inquieta por las cosas del Señor, en cuanto a cómo ganar la aprobación del Señor.
1Co 7:33  Pero el hombre casado se inquieta por las cosas del mundo, en cuanto a cómo ganar la aprobación de su esposa,
1Co 7:34  y está dividido. Además, la mujer no casada —y la virgen— se inquieta por las cosas del Señor, para ser santa tanto en su cuerpo como en su espíritu. Sin embargo, la mujer casada se inquieta por las cosas del mundo, en cuanto a cómo ganar la aprobación de su esposo.
1Co 7:35  Pero esto lo digo para la ventaja personal de ustedes, no para echarles un lazo, sino para moverlos a lo que es decoroso y a lo que resulta en atender constantemente al Señor sin distracción.
1Co 7:36  Pero si alguno piensa que se está portando impropiamente para con su virginidad, si esta ha pasado la flor de la juventud, y esa es la manera como debe efectuarse, que haga lo que quiera; no peca. Que se casen.
1Co 7:37  Pero si alguno está resuelto en su corazón, y no tiene necesidad alguna, sino que tiene autoridad sobre su propia voluntad y ha tomado esta decisión en su propio corazón, de guardar su propia virginidad, hará bien.
1Co 7:38  Por consiguiente, también el que da su virginidad en matrimonio hace bien, pero el que no la da en matrimonio hará mejor.
1Co 7:39  La esposa está atada durante todo el tiempo que su esposo vive. Pero si su esposo se durmiera [en la muerte], está libre para casarse con quien quiera, [pero] solo en [el] Señor.
1Co 7:40  Pero es más feliz si permanece como está, según mi opinión. Ciertamente pienso que yo también tengo el espíritu de Dios.

 


 

1Co 7:1  En la carta que recibí de ustedes me preguntaban si está bien que la gente no se case.
1Co 7:2  Claro que está bien. Pero es mejor que cada hombre tenga su propia esposa, y que cada mujer tenga su propio esposo, para que no caigan en relaciones sexuales prohibidas.
1Co 7:3  El esposo debe tener relaciones sexuales sólo con su esposa, y la esposa debe tenerlas sólo con su esposo.
1Co 7:4  Ni él ni ella son dueños de su propio cuerpo, sino que son el uno para el otro.
1Co 7:5  Por eso, ninguno de los dos debe decirle al otro que no desea tener relaciones sexuales. Sin embargo, pueden ponerse de acuerdo los dos y dejar de tener relaciones por un tiempo, para dedicarse a orar. Pero después deben volver a tener relaciones; no vaya a ser que, al no poder controlar sus deseos, Satanás los haga caer en una trampa.
1Co 7:6  Por supuesto, les estoy dando un consejo, no una orden.
1Co 7:7  Yo preferiría que tanto los solteros como las viudas se quedaran sin casarse; pero a cada uno Dios le ha dado capacidades distintas. Unos hacen esto, y otros aquello.
1Co 7:9  Pero si no pueden dominar sus deseos sexuales, es mejor que se casen. Como dice el dicho: «Vale más casarse que quemarse».
1Co 7:10  A los que están casados, Dios les da esta orden: No deben separarse. Si una mujer se separa de su esposo, no debe volver a casarse. Lo mejor sería que arreglara el problema que tenga con su esposo. Pero tampoco el esposo debe abandonar a su esposa. Y esto no lo ordeno yo, sino Dios.
1Co 7:12  A los demás les aconsejo lo siguiente: Si alguno de la iglesia está casado con una mujer que no sea cristiana, pero ella quiere seguir viviendo con él, no deben separarse.
1Co 7:13  Del mismo modo, si una mujer de la iglesia está casada con un hombre que no sea cristiano, pero él quiere seguir viviendo con ella, tampoco deben separarse.
1Co 7:14  Porque el esposo que no cree en Cristo puede ser aceptado por Dios, si está unido a una mujer cristiana. Del mismo modo, una esposa que no cree en Cristo puede ser aceptada por Dios, si está unida a un hombre que sí cree en Cristo. Además, los hijos de ellos serán aceptados por Dios como parte de su pueblo, y Dios no los rechazará como si fueran algo sucio.
1Co 7:15  Pero si el esposo o la esposa no cristianos insisten en separarse, que lo hagan. En tales casos, la esposa o el esposo cristianos no están obligados a mantener ese matrimonio, pues Dios quiere que vivamos en paz.
1Co 7:16  Por otra parte, la esposa o el esposo que son cristianos podrían ayudar a que el esposo o la esposa que no son cristianos se salven.
1Co 7:17  Una cosa quiero dejar bien clara para todas las iglesias: Todos los hombres y todas las mujeres deben permanecer en la condición en que estaban cuando Dios los invitó a formar parte de su pueblo.
1Co 7:18  Si algunos de ustedes creyeron en Cristo después de haberse circuncidado, no traten de ocultar la circuncisión. Si los otros creyeron sin estar circuncidados, no tienen por qué circuncidarse.
1Co 7:19  Lo importante no es que uno se circuncide o no, sino que obedezca lo que Dios manda.
1Co 7:20  Cada uno debe quedarse como estaba cuando creyó en Cristo.
1Co 7:21  Si eras esclavo, no te preocupes. Pero si puedes conseguir tu libertad, aprovecha la oportunidad.
1Co 7:22  Porque si alguien es esclavo y cree en el Señor Jesús, él le dará la libertad. Del mismo modo, el que era libre se convierte en esclavo del Señor.
1Co 7:23  Cuando Dios nos hizo libres por medio de la muerte de Cristo, pagó un precio muy alto. Por eso, no debemos hacernos esclavos de nadie.
1Co 7:24  Ante Dios, cada uno debe quedarse como estaba cuando creyó en Cristo.
1Co 7:25  Para las viudas y las solteras, no tengo ninguna orden del Señor. Sólo les doy mi opinión, y pueden confiar en mí, gracias al amor con que Dios me ha tratado.
1Co 7:26  Me parece que los que están casados no deben separarse, y que si están solteros no deben casarse. Estamos viviendo momentos difíciles. Por eso creo que es mejor que cada uno se quede como está.
1Co 7:28  Sin embargo, quien se casa no comete ningún pecado. Y si una mujer soltera se casa, tampoco peca. Pero los casados van a tener problemas, y me gustaría evitárselos.
1Co 7:29  Lo que quiero decirles es que ya no hay tiempo que perder. Los que están casados deben vivir como si no lo estuvieran;
1Co 7:30  los que están tristes, como si estuvieran alegres; los que están alegres, como si estuvieran tristes; los que compran, como si no tuvieran nada;
1Co 7:31  los que están sacándole provecho a este mundo, como si no se lo sacaran. Porque este mundo que conocemos pronto dejará de existir.
1Co 7:32  Yo quisiera no verlos preocupados. Los solteros se preocupan de las cosas de Dios y de cómo agradarle. También las viudas y las solteras se preocupan por agradar a Dios en todo lo que hacen y piensan. En cambio, los casados se preocupan por las cosas de este mundo y por agradar a su propia esposa. Del mismo modo, las casadas se preocupan por las cosas de este mundo y por agradar a su propio esposo. Por eso tienen que pensar en distintas cosas a la vez.
1Co 7:35  No les digo todo esto para complicarles la vida, sino para ayudarlos a vivir correctamente y para que amen a Dios por encima de todo.
1Co 7:36  Sin embargo, si un hombre está comprometido con su novia, y piensa que lo mejor es casarse con ella porque ya tiene edad para hacerlo, que se casen, pues no están pecando.
1Co 7:37  Pero si alguno no se siente obligado a casarse y puede controlar sus deseos, hará bien en no casarse.
1Co 7:38  Así que, quien se casa hace bien, y quien no se casa, hace mejor.
1Co 7:39  La casada está unida a su esposo mientras el esposo vive. Pero si el esposo muere, ella queda en libertad de casarse con cualquier hombre, con tal de que sea cristiano.
1Co 7:40  Sin embargo, creo que sería más feliz si no volviera a casarse. Me permito opinar, pues creo que yo también tengo el Espíritu de Dios.

 


 

1Co 7:1  Ahora bien, para ocuparme de las preguntas que me hicieron por escrito: "¿Es bueno que el hombre se mantenga alejado de mujeres?"
1Co 7:2  Bueno, por el peligro de inmoralidad sexual, que cada hombre tenga su propia mujer, y cada mujer su propio marido.
1Co 7:3  El marido debe dar a la mujer a lo que ella tiene derecho en la relación marital, y la mujer debe hacer lo mismo con el marido.
1Co 7:4  La mujer no tiene potestad sobre su propio cuerpo, sino su marido; asimismo el marido no tiene potestad sobre su propio cuerpo, sino su mujer.
1Co 7:5  No se priven el uno del otro, excepto por un tiempo limitado por acuerdo mutuo, y sólo para tener más tiempo para la oración, pero después vuelvan a unirse otra vez. De otra forma, por falta de dominio propio, pueden ser presa de las tentaciones de ha satán.
1Co 7:6  Les digo esto como sugerencia, no co mo mandamiento.
1Co 7:7  En realidad desearía que todos fueran como yo, pero cada uno tiene su propio don de YAHWEH, uno esto y el otro aquello.
1Co 7:8  A las personas solteras y las viudas, digo que está bien si permanecen sin casarse como yo;
1Co 7:9  pero si no pueden ejercitar el dominio propio, deben casarse, porque es mejor casarse que estarse quemando con deseos sexuales.
1Co 7:10  A los que están casados, tengo un mandamiento y no es mío, sino del Adón: Una mujer no se separará de su marido;
1Co 7:11  pero si se separa, tiene que permanecer soltera, o reconciliarse con su marido. También un marido no debe abandonar a su mujer.
1Co 7:12  Al resto les digo yo, no el Adón, si un hermano tiene mujer que no es creyente, y está satisfecha en seguir viviendo con él, no debe abandonarla,
1Co 7:13  también si una mujer tiene marido que no es creyente, y quiere seguir viviendo con ella, no debe abandonarlo.
1Co 7:14  Porque el marido incrédulo ha sido apartado para YAHWEH por la esposa, y la esposa incrédula ha sido apartada para YAHWEH por el hermano; de otra manera los hijos serían "inmundos," mientras que ahora están apartados para YAHWEH.[27]
1Co 7:15  Pero si el incrédulo se separa, que se separe. En circunstancias como ésta el hermano o hermana no está sujeto a esclavitud; YAHWEH nos ha llamado a una vida de Shalom.
1Co 7:16  ¿Cómo sabes, mujer, si tú harás salvo a tu marido? ¿O cómo sabes, marido, si harás salva u tu mujer?
1Co 7:17  Sólo que cada persona viva la vida que el Adón le ha asignado, y la viva en la condición que estaba cuando fue llamada por YAHWEH. Esta es la regla que impongo en todas las Asambleas.
1Co 7:18  ¿Alguno ya era circunciso cuando fue llamado? Entonces no debe tratar de remover las marcas de la circuncisión. ¿Alguno era incircunciso cuando fue llamado? No debe someterse a la brit- milah.[28]
1Co 7:19  Ser circunciso nada significa, y ser incircunciso[29] nada significa; lo que importa es guardar los mandamientos de YAHWEH.[30]
1Co 7:20  Cada persona debe permanecer en la condición que estaba cuando fue llamada.
1Co 7:21  ¿Eras esclavo cuando fuiste llamado? Bueno, no dejes que esto te moleste, a pesar de que si puedes obtener tu libertad, no pierdas la oportunidad.
1Co 7:22  Porque la persona que era esclava cuando fue llamada, es libre en el Adón; asimismo, alguien que era libre cuando fue llamado, ahora es esclavo del Mashíaj.
1Co 7:23  Fueron comprados por un precio, así que no se hagan esclavos de otros seres humanos.
1Co 7:24  Hermanos, que cada uno permanezca con YAHWEH en la condición que fue llamado.
1Co 7:25  Ahora, la pregunta sobre los que no están casados: no tengo un mandamiento del Adón, pero ofrezco la opinión de uno que por la misericordia del Adón es digno de ser confiado.
1Co 7:26  Yo supongo que en un tiempo de "estrés," como el presente, es bueno para la persona quedarse como está.
1Co 7:27  Esto quiere decir que si un hombre tiene mujer, no debe buscar librarse de ella; y si está soltero, no debe buscar mujer.
1Co 7:28  Pero si te casas, no pecas y si una mujer se casa, ella no peca. Es sólo que los que se casan tendrán los problemas normales de la vid a de casados, y yo prefiero evitárselos.
1Co 7:29  Lo que estoy diciendo, hermanos, es que no queda ya mucho tiempo; desde ahora en adelante un hombre con mujer debe vivir como si no la tuviera;[31]
1Co 7:30  y los que están tristes deben vivir como si no lo estuvieran; los que están alegres, como si no lo estuvieran.
1Co 7:31  Y los que se ocupan de los asuntos mundanos, como si no estuvieran absortos por ellos, porque la estructura presente de las cosas de este mundo no durará mucho más.
1Co 7:32  Lo que yo quiero es que ustedes estén libres de preocupaciones. Un hombre que no está casado se preocupa por los asuntos del Adón, de
1Co 7:33  cómo agradar al Adón; pero el casado se preocupa con los asuntos mundanos, cómo complacer a su esposa,
1Co 7:34  y se encuentra dividido. Asimismo, la mujer que ya no está casada o la virgen que nunca ha estado casada, se preocupan por los asuntos del Adón, cómo ser Kadoshim, tanto físicamente como en el ruaj; pero la casada se preocupa con los asuntos del mundo, de cómo complacer a su marido.
1Co 7:35  Les digo esto por su propio bien, no para poner restricciones sobre ustedes; yo sencillamente tengo interés en que vivan de una forma apropiada, y sirvan al Adón con una indivisible devoción.
1Co 7:36  Ahora, si un hombre se siente que actúa deshonrosamente por tratar a su prometida de esta forma, y si hay un deseo sexual fuerte, y se siente que lo que tiene que suceder es el matrimonio, entonces que haga lo que quiera, no está pecando, por tanto que se casen.
1Co 7:37  Pero si un hombre se ha decidido firmemente, no teniendo compulsión, teniendo completo control sobre su voluntad, si ha decidido mantener a su prometida en la virginidad, él hará bien.
1Co 7:38  De manera que el hombre que se casa con su prometida hace bien, y el que no se casa hace mejor.
1Co 7:39  La mujer está obligada a su marido por el tiempo que él viva, pero si el marido muere, ella está libre para casarse con quien quiera, con tal que él sea un creyente en el Adón. [32]
1Co 7:40  Sin embargo, en mi opinión, ella será más feliz si permanece soltera y, cuando digo esto, pienso que yo también tengo al Ruaj HaKodesh.

 


 

1Co 7:1  Ahora les hablaré sobre lo que me escribieron. Me preguntaron si sería mejor que el hombre y la mujer no tuvieran relaciones sexuales.
1Co 7:2  "Para evitar el pecado sexual, es mejor que cada hombre tenga su propia esposa, y que cada mujer tenga su propio esposo."
1Co 7:3  "El hombre debe satisfacer a su mujer en todo lo que ella necesita como esposa. De la misma manera, la mujer con su esposo."
1Co 7:4  "La mujer no tiene autoridad sobre su propio cuerpo, sino su esposo. Asimismo, el esposo no tiene autoridad sobre su propio cuerpo, sino su esposa."
1Co 7:5  "No se nieguen a entregarse el uno al otro, a menos que se pongan de acuerdo para no tener relaciones sexuales por un tiempo y dedicarse a la oración. Pero después únanse de nuevo para que Satanás no pueda tentarlos en caso de que ustedes no puedan contener el deseo sexual."
1Co 7:6  "Esto que les digo es un consejo, no una orden."
1Co 7:7  "Me gustaría que todos pudieran vivir sin casarse, como yo, pero cada uno tiene su propio don de Dios. Todos somos diferentes."
1Co 7:8  "Este es un consejo para los que no son casados y para las viudas: es mejor que sigan sin casarse, como yo."
1Co 7:9  "Pero si no se pueden controlar, es mejor que se casen. Pues es mejor casarse que quemarse con el deseo sexual."
1Co 7:10  "A los casados les doy esta orden, que no es mía, sino del Señor: que la esposa no se separe de su esposo."
1Co 7:11  "Pero si se separa, que no se vuelva a casar o que vuelva con su esposo. De la misma manera, el esposo no se divorcie de su esposa."
1Co 7:12  "A todos los demás les digo esto yo, no el Señor: Si la esposa de algún hermano no cree en Cristo, pero acepta vivir con él, que el hermano no se divorcie de ella."
1Co 7:13  "Si el esposo de una mujer no cree en Cristo, pero acepta vivir con ella, que la mujer no se divorcie de él."
1Co 7:14  "Porque el esposo que no es creyente se hace santo por la unión con su esposa creyente, y la esposa que no es creyente se hace santa por la unión con su esposo creyente. Si esto no fuera cierto, entonces sus hijos serían impuros, pero ahora ellos son santos."
1Co 7:15  "Pero si el esposo o la esposa que no cree quiere separarse, deben dejar que se separe. En ese caso, el esposo o la esposa creyente no tiene obligación, porque Dios los ha llamado a vivir en paz."
1Co 7:16  "Tengan en cuenta, esposas, que su ejemplo puede guiar a su esposo a ser salvo. Y esposos, su ejemplo puede guiar a su esposa a ser salva. Uno no sabe qué puede pasar más adelante."
1Co 7:17  "Cada cual debe vivir de acuerdo con lo que el Señor le ha asignado, y tal como era cuando Dios lo llamó. Esa es la norma que enseño en todas las iglesias."
1Co 7:18  "Si un hombre ya estaba circuncidado cuando Dios lo llamó, que esté conforme. Si no estaba circuncidado cuando Dios lo llamó, que no sea circuncidado."
1Co 7:19  "En realidad, tener la circuncisión o no tenerla, no es importante. Lo que sí importa es hacer lo que Dios manda."
1Co 7:20  Cada uno debe seguir igual que como estaba cuando Dios lo llamó.
1Co 7:21  "Si eras esclavo cuando Dios te llamó, no te preocupes, pero si puedes conseguir la libertad, búscala."
1Co 7:22  "Pues si eras esclavo cuando el Señor te llamó, ahora eres un hombre libre que pertenece al Señor. Si eras libre cuando el Señor te llamó, ahora eres esclavo de Cristo."
1Co 7:23  "Dios ha pagado un precio por ustedes, así que no sean esclavos de nadie."
1Co 7:24  "Hermanos, en esta nueva vida con Dios, cada uno de ustedes debe seguir en la condición que estaba cuando fue llamado."
1Co 7:25  "Con respecto a los que no se han casado, no tengo ninguna orden del Señor, pero les voy a dar mi opinión personal. Pueden confiar en mí porque el Señor me ha dado su misericordia."
1Co 7:26  Creo que es mejor que no se casen debido a los tiempos difíciles que estamos pasando.
1Co 7:27  "Si tienes mujer, no trates de separarte de ella. Si no estás casado, no busques esposa."
1Co 7:28  "Pero si decides casarte, no es pecado. Tampoco es pecado que una vírgen se case. Sin embargo, los que se casan tienen dificultades que yo quisiera evitarles."
1Co 7:29  Lo que quiero decir es esto: el tiempo se está acabando. Realmente no importará si están casados o no.
1Co 7:30  No importará si lloran o no; si están alegres o no; si tienen con que comprar o si no tienen nada.
1Co 7:31  "Los que disfrutan de las cosas de este mundo, no se apeguen a ellas, porque este mundo, así como lo ven, está por terminarse."
1Co 7:32  "Quiero evitarles preocupaciones. El hombre que no se ha casado se preocupa de los asuntos del Señor, y de cómo agradarle."
1Co 7:33  "Pero el casado se preocupa de los asuntos del mundo, y de cómo agradar a su esposa."
1Co 7:34  "Entonces su atención está dividida. La vírgen que no está casada o la que nunca se ha casado se preocupa de los asuntos del Señor para poder ser santa en cuerpo y en espíritu. Pero la mujer casada se preocupa de las cosas del mundo, de cómo agradar a su esposo."
1Co 7:35  "Les digo esto para ayudarlos, no para ponerles limitaciones. Lo que quiero es que vivan en el buen camino, que se entreguen completamente al Señor, sin distracciones."
1Co 7:36  "El hombre que cree que no le está cumpliendo a su prometida, que a ella se le están pasando sus mejores años, y que debe casarse, debe hacer lo que crea conveniente. Debe casarse, ya que no es pecado."
1Co 7:37  "Pero el que siente de corazón que todavía no debe casarse con su prometida, es libre de hacer lo que quiera. Hace bien si permanece sin casarse con ella."
1Co 7:38  "Entonces, el que se casa toma una buena decisión, pero el que no se casa toma una mejor."
1Co 7:39  "Una mujer debe permanecer casada con su esposo mientras él viva. Sin embargo, si el esposo muere, ella es libre de casarse con quien quiera, siempre y cuando sea un creyente del Señor."
1Co 7:40  "Pero, en mi opinión, ella sería más feliz si no se vuelve a casar. Y yo creo que tengo el Espíritu de Dios."

 


 
  Conocen nuestro sitio 449002 visitantes (1672894 clics a subpáginas) ¡Que nuestro Dios ensanche tu Territorio!